Pola niega que el Principado defienda los intereses de ninguna compañía aérea

El consejero de Empleo, Industria y Turismo, Isaac Pola, ha negado hoy que el Principado defienda los intereses de alguna compañía o aeropuerto en concreto en la licitación de los contratos de promoción turística para vuelos nacionales -Madrid y Barcelona- e internacionales -Londres, París y Frankfurt-.

Pola ha comparecido hoy en la Junta General donde ha sido interpelado por la diputada de Podemos Lorena Gil y el de Ciudadanos Armando Fernández por la responsabilidad que asumirá el Ejecutivo autonómico tras la "nefasta gestión" y por las acciones que llevará a cabo para favorecer la oferta de vuelos del aeropuerto.

En primer término, ha desmentido la apreciación de "nefasta gestión" ya que entiende que las únicas competencias que asume el Principado en este proceso son las de participar en el comité de coordinación aeroportuaria y la promoción de la conectividad turística.

Ante las críticas de Gil a las exigencias del Principado para acceder a estas licitaciones, Pola ha defendido que se han seleccionado atendiendo a "criterios objetivos" y a los rankings internacionales.

Además, ha defendido que el Gobierno regional no debe asumir ningún tipo de responsabilidad por decisiones empresariales de cada compañía como la adoptada recientemente por la portuguesa TAP de suspender el enlace que mantenía entre Asturias y Lisboa.

Sin embargo, Gil ha lamentado que el Principado esté "tirando el balón hacia arriba y quitándose el problema de encima" al convocar el comité de coordinación aeroportuaria.

A su juicio, Pola no ha "calibrado bien" la magnitud del asunto, y se ha encontrado con que Asturias no tendrá conexiones internacionales "por primera vez en casi treinta años".

Una pérdida derivada de los "parámetros excluyentes" de los convenios propuestos por el Principado, a su juicio, ya que "ninguna compañía puede poner una línea en marcha en dos meses salvo que sepa de este concurso con anterioridad".

Asimismo, ha criticado que no haya mantenido "ningún contacto" con compañías como Easyjet, y le ha acusado de atender las demandas "de muy pocos".

Respecto a la pregunta de Ciudadanos las acciones que llevará a cabo para favorecer la oferta, ha anunciado que en el próximo comité de coordinación aeroportuaria el Principado trabajará para establecer condiciones favorables que sirvan para mantener "al menos" las conexiones actuales e incluso aumentar frecuencias de horarios, conexiones o tarifas especiales.

Pola ha asegurado que la conectividad aérea es una "prioridad" para su Gobierno desde hace mucho tiempo y ha lamentado que decisiones de carácter empresarial, que no convienen ni gustan al Principado, hayan "cambiado las cosas".

Sobre este asunto, ha asegurado que el Ejecutivo autonómico apurará los mecanismos de regulación y tratará de "reconvenir la situación" a la vez que ha criticado que ningún grupo ha hecho propuestas más allá de "dar más dinero a las compañías", algo que conlleva un "problema presupuestario".

Para Fernández Bartolomé, el Gobierno regional ha "volado bajo" en este aspecto ya que la conectividad aérea debería haber sido una "prioridad" ante los problemas que plantea la movilidad ferroviaria y por carretera en Asturias.

A su juicio, el Principado no ha sabido presionar para colocar a la región en una situación de cierta ventaja, algo que contribuye al "declive económico" que sufre Asturias en estos momentos.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.