Empresas del continuo

Gestamp asalta los máximos previos a la pandemia

Gestamp recupera márgenes y se gana al mercado mientras grandes bancos como JP Morgan vaticinan una sólida recuperación del sector

Francisco José Riberas, presidente ejecutivo de Gestamp

Las acciones de Gestamp comenzaron el año ligeramente por debajo de los 4 euros, el nivel que tenían en enero del año pasado, justo antes de estallar la pandemia del coronavirus.

Tras una meteórica recuperación, el grupo se dispone a asaltar estos máximos entre renovadas expectativas de que el sector de automoción pueda firmar un 2021 brillante.

El fabricante de componentes de automoción se ganó el favor del mercado tras regresar a los beneficios y poner en marcha un exigente programa de recortes de costes, control de inversiones y mejora del apalancamiento operativo del negocio.

Una vez que la compañía ha dejado atrás lo peor de la pandemia, y que ha vendido su compañía de renovables a la japonesa Orix por 800 millones de euros, los inversores pondrán el foco en la mejora de los márgenes y la reducción de la deuda.

Los analistas se suben al carro de Gestamp

¿Qué más leer?

Gestamp vende su compañía de renovables a la japonesa Orix por 800 millones

En un reciente informe, los analistas de Intermoney Valores elevaron el precio objetivo de Gestamp hasta los 4,6 euros, con recomendación de ‘comprar’, lo que ofrece un potencial alcista superior al 17%.

En la misma línea, los expertos de Bankinter incluyeron a Gestamp en sus carteras modelo para España, tras argumentar que los ingresos siguen estabilizándose y añadir que “los márgenes se expanden”.

Otros brókers de renombre, como Alantra Equities, recomiendan ‘compra fuerte’, mientras que algunas casas de valores extranjeras, como Oddo BHF, acaban de iniciar la cobertura del valor, en este caso con nota de ‘neutral’.

En conjunto, el 47% del panel de experto de Bloomberg recomienda ‘comprar’, el 47% ‘mantener’ y solo un 6% opta por el consejo de ‘vender’.

Los márgenes vuelven a los niveles previos a la pandemia

Con todo, Gestamp convenció en serio a los inversores a partir del mes de octubre, cuando sus resultados del tercer trimestre mostraron una mejora clara del negocio.

Así, las medidas de ajustes de costes y los esfuerzos realizados para mejorar el apalancamiento operativo del negocio” permitieron que en el tercer trimestre “los márgenes volvieran ya a niveles pre Covid a pesar de las menores ventas”, argumentan en Intermoney Valores.

En concreto, el margen sobre el ebitda alcanzó el 12%, más de lo que esperaba el mercado, y es más, la empresa prevé mantenerlo en los próximos resultados, e incluso elevarlo el año que viene hasta el 13%.

La recuperación de las ventas, junto con los efectos del Plan de Transformación, así como la mejora de rentabilidad de los nuevos proyectos de los últimos años, “deberían permitir alcanzar dicho margen del 13%”, recalcan estos expertos.

Posibles altibajos en la recuperación

Algo más moderados con Gestamp se muestran los analistas de Renta 4 Banco. Es cierto que pronostican un 2021 “positivo”, lo que permitirá al grupo seguir mejorando su rentabilidad y batiendo al sector tras los planes de eficiencia implementados este año.

No obstante, estos expertos apuntan que tienen “dudas la velocidad de esta recuperación”, ya que consideran que habrá altibajos en los próximos trimestres.

En concreto, no descartan que los resultados del último trimestre decepcionen, tras el deterioro que está experimentando la economía en general y la confianza de los consumidores en el último trimestre.  

Por el contrario, entre los posibles catalizadores positivos, en Renta 4 Banco destacan el lanzamiento de nuevos planes de estímulo económico y medidas directas de impulso al sector del automóvil

El sector del automóvil apunta alto

El buen momento de Gestamp se suma al del sector de automoción, donde se espera una “profunda recuperación” en 2021, según estiman los economistas de JP Morgan.  

De acuerdo con sus cálculos, la producción mundial de automóviles aumentará este año en torno al 11%, tras sufrir una caída en 2020 del 17%. La industria redujo considerablemente los inventarios el año pasado, y ahora esperan una evolución sólida de las ventas.

En la misma línea, los economistas del bróker Bernstein consideran que el panorama de la oferta y la demanda sigue siendo "muy favorable" para los automóviles europeos y detectan que  hay “un margen al alza sustancial”.

Según la consultora IHS Markit, este año se venderán 83 millones de vehículos a escala global, lo que implicará un aumento interanual de casi el 10%. La recuperación de la demanda tras la pandemia será un hecho cierto.

Así, en Bernstein hablan de que la recuperación de la demanda final será “muy dinámica” y consideran que la propiedad de un vehículo será poco menos que un caballo ganador en medio de la pandemia.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.

Intereses