Economía y política

Lagarde traslada la presión a los líderes europeos

La presidenta del BCE urge a un "rápido y ambicioso" acuerdo sobre el fondo de reconstrucción.

El BCE podría utilizar el discurso de Christine Lagarde para controlar el rally del euro

¿Qué más leer?

El BCE podría ampliar su programa de compra de bonos

La presidenta del Banco Central Europeo (BCE), Christine Lagarde, aseguró, durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno del organismo, que “se ha dejado atrás lo peor de la crisis económica”. Sin embargo, también reconoce que la situación macro permanece muy complicada.

Por este motivo, también urge a los miembros de la eurozona que alcancen un acuerdo ambicioso sobre el fondo europeo de reconstrucción.

En ese sentido, Lagarde insiste en que la institución "tiene una gran esperanza de que el fondo salga adelante dotado con una buena proporción en créditos y subvenciones", que en teoría está dotado con 750.000  millones de euros. 

En relación al programa de compras, la presidenta del organismo señala que ya se nota la mejoraría ofrecida por el programa expansivo, pero admite que no hay señalas claras sobre la duración y fuerza del mismo.

Esta es la visión del escenario actual por parte del BCE

  • La situación macroeconómica sigue viéndose muy afectada por las pérdidas de empleo y por la incertidumbre de la economía. Además, los precios de la inflación siguen presionados a la baja por la caída de precios en el sector energético y por la mala evolución macro.
  • El gasto en consumo y la inversión empresarial siguen siendo bajos.
  • El BCE también constata que los bancos están anticipando un endurecimiento. 
  • Ante esta situación, Lagarde reitera el compromiso del BCE con el estímulo monetario para apoyar la recuperación económica y la estabilidad de precios.
  • Lagarde también indicó, durante la rueda de prensa, que el BCE mantendrá los tipos de interés anclados en el 0% mientras que la inflación no remonte y mantuvo el compromiso del BCE con un volumen de compras mensuales a razón de 20.000 millones de euros
  • Tambien pidió a los gobiernos medidas para apoyar la recuperación a través de la economía digital. Pidió una respuesta fiscal coordinada entre los países. 

El BCE mantuvo sin cambios su política monetaria.

  • El organismo dejó en el 0% la tasa de interés, que permanece anclada en ese nivel desde marzo de 2016.
  • Asimismo, la facilidad de depósito, que es el interés que cobra el BCE a los bancos, también permanece sin cambios en el -0,5%.
  • Por último, tampoco introduce cambios en su programa de compras pandémico, conocido por sus siglas en inglés como PEPP con un 1,35 billones de euros.

 

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.