Economía y política

La OCDE advierte de que el PIB caerá hasta un 14% si hay rebrote

La OCDE alerta este miércoles de una recesión del 14,4% en el peor de los escenarios, un dato más pesimista que el del Gobierno español, pero en línea con los pronósticos del Banco de España

Una playa de Canarias.
Una playa de Canarias.

Una segunda ola de coronavirus es el escenario más negativo que tendría que enfrentar la economía española. A las previsiones del Banco de España -que augura una caída del PIB del 15% en el peor de los casos- se suman las de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), que alertó este miércoles de que, en el caso de producirse el rebrote, el PIB se desplomaría hasta un 14,4%, la peor caída de todos los países de la UE en ese escenario.

De no prolongarse la crisis sanitaria y sobrevivir a las fases de la desescalada, el informe semestral de la OCDE indica un descenso del 11,1% en 2020.

¿Qué más leer?

La eurozona registrará una caída del PIB sin precedentes

Este dato es significativamente más pesimista que el Gobierno de Pedro Sánchez y que la Comisión Europea, que en sus últimas proyecciones esperaban una bajada del 9,2 y del 9,4 %, respectivamente, y más parecido al del Banco de España, que para el mejor de los casos espera que la pérdida sea del 11,6%.

En comparación con los países a los que la pandemia de Covid-19 ha golpeado de un modo similar y ha obligado a imponer duras medidas de confinamiento, el hundimiento es parecido. Italia se dejaría un 11,3%, Francia, un 11,4% y Reino Unido, el 11,5%.

"En los dos escenarios, la caída en la demanda doméstica, debida a la destrucción de empleo y al parón de la actividad, es la clave de la contracción"

"En los dos escenarios, la caída en la demanda doméstica, debida a la destrucción de empleo y al parón de la actividad, es la clave de la contracción. La caída en la demanda externa, especialmente en el caso de los servicios turísticos, también pesará fuertemente sobre la economía en 2020", apunta el informe sobre el caso específico de España.

La tasa de paro podría llegar hasta el 20%

La caía del PIB irá acompañada de un aumento en la tasa de paro. En el mejor de los casos, según la OCDE, subiría hasta el 19,2% este año, frente al 14,1% de 2019. No obstante, de cara a 2021 se produciría un leve descenso hasta el 18,7%.

Y en el peor, el desempleo se dispararía hasta el 20,1% en 2020, y de cara al año que viene la tasa seguiría en ascenso, hasta el 21,9%.

Una segunda ola de contagios tendría un impacto severo en el mercado laboral. Según indica el informe, los efectos negativos serían más severos y persistentes por un alto número de quiebras y periodos de desempleo más largos.

Recurrir al gasto público

La OCDE sugiere recurrir al gasto público para apuntalar la economía. "Es posible que se necesite medidas adicionales de liquidez y avales, enfocadas en negocios solventes con problemas caja para reducir la tasa de insolvencias, lo que de otro modo puede crear un ciclo de retroalimentación adversa entre la economía real y financiera", explica.

El déficit español se disparará hasta el 10,3% del PIB este año en el escenario más favorable y hará subir la deuda al 117,8%; pero que podrían escalar al 12,5 % y al 129,5 %, respectivamente, en el caso de un nuevo brote epidémico.

"Impulsar temporalmente la inversión pública, con un enfoque específico en la inversión verde, ayudaría a impulsar la recuperación y reducir la contaminación del aire, que está por encima de los promedios europeos, en las principales ciudades", concluye en su valoración sobre España.

Caída mundial del 6% en el mejor de los casos

A nivel global, la OCDE pronostica una caída mundial del 6% este año en el caso de que la expansión del virus retroceda, si no, la contracción sería del 7,6%.

En opinión de este organismo, todavía persisten enormes riesgos, especialmente en algunas industrias como las aerolíneas, que enfrentan daños a largo plazo. Por ello, advirtió que es probable que se dé un aumento de quiebras.

"Es realmente importante que no repitamos el error de la crisis financiera y que apoyamos esta transición hasta crecimiento y crecimiento del empleo recupera impulso ", aseguró Laurence Boone, economista jefe de la OCDE.

"Nunca hemos visto tanta incertidumbre. Eso es lo más difícil en esta crisis: las cosas tienen que evolucionar semana a semana porque la situación puede cambiar dramáticamente”, concluyó.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.

Intereses