Economía y política

La Airef matiza el peor escenario para España

La Airef modifica su herramienta de previsión y arroja una caída trimestral de PIB español del 14,1%, seis puntos menos que la estimada por el Banco de España

Nadia Calviño indicó en mayo que la crisis del coronavirus provocaría un desplome de la economía del 9,2%.

La Airef rebaja su pesimismo y estima que el PIB no caerá un 18,4%, sino un 14,1% en el segundo trimestre. La reducción se produce tras un cambio de criterio en sus predicciones que provoca una cifra seis puntos menor a la publicada la semana pasada por el Banco de España (BdE).

¿Qué más leer?

El Banco de España corrige a Calviño: el PIB caerá hasta un 15%

Este organismo pronostica una caída del crecimiento económico español entre el 16% y el 21,8% entre abril y junio, hasta seis puntos más que la ofrecida por la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal.

Y es que la institución gobernada por Pablo Hernández de Cos es la más pesimista con la economía nacional con una visión diametralmente opuesta a la del Gobierno, tal y como reflejan las previsiones para el año de este organismo y del Ministerio de Economía.

Mientras que el ministerio dirigido por Nadia Calviño, que aún no ha arrojado cifras para el trimestre, ve una contracción de la economía española del 9,2% para 2020, el Banco de España la eleva hasta el 15,1%, en línea con las trimestrales de la Airef.

Calviño se agarra a la recuperación en ‘V’

En el mejor de los casos establecidos por el organismo dirigido por De Cos el descenso anual sería del 9%, en línea con el Gobierno, y del 11,6% si la recuperación fuese más gradual. Pese a todo, la peor cifra desde la Guerra Civil.

Con todo, las estimaciones van empeorando. En abril la cifra esperada por el BdE oscilaba entre un 6,6% y un 13,6%. No obstante, mientras que las actuales siguen directrices marcadas por la Unión Europea, las anteriores se realizaron solo para la economía española.

Aun así, Calviño confía en la recuperación en ‘V’ y cree que las predicciones de ambos actores coinciden: "En general todos los organismos estamos bastante alineados en nuestras previsiones, lamentablemente, porque todas las previsiones apuntan a un impacto muy negativo en 2020 y también una recuperación muy importante para 2021”, aseguró en la Cadena Ser.

La Airef es más positiva

Pese al imponente retroceso de la Airef, su herramienta de medición en tiempo real, Mipred, estimaba una caída del 18,4% la semana pasada. La leve mejoría se debe al consumo de cemento, que es mucho menos negativo de lo que se esperaba.

La clave del retroceso está en el cambio de criterio introducido en el Midpread. La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal adaptó su herramienta para incluir en ella la situación de incertidumbre que provoca el Covid-19.

Dentro de estos datos se incluyeron parámetros como la Encuesta de Población Activa (EPA), los datos de afiliación a la seguridad social, el consumo de energía eléctrica o los desplazamientos a los centros de trabajo.

Los datos vuelven a reflejar un gran pesimismo sobre la economía española. Eso sí, desde AIReF apuntan que, aunque esta sea su predicción, no quiere decir que sea el escenario más probable, pero la situación es alarmante.

Obligados al cambio

Con todo, el organismo se vio obligado a hacer un cambio de calado en su modelo de predicción porque no podía dejar de lado las preocupaciones latentes sobre la economía, sobre la incertidumbre sobre el futuro y los múltiples cambios en los indicadores económicos.

El objetivo es reflejar de la forma más estricta posible la realidad de la economía española, por lo que ahora también se recoge los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) con aspectos como las horas trabajadas o los tipos de ERTE.

Para los datos de afiliación se apoyó en los ofrecidos por la Seguridad Social y descontando los afiliados que están dentro de los ERTES por fuerza mator.

Los nuevos baremos también obligan a la AIReF a revisar toda la información adicional ahora introducida para que el modelo coincida con la situación real de la sociedad española, que se encuentra en plena adaptación a la nueva normalidad.

El FMI también prevé una contracción sin precedentes

El Fondo Monetario Internacional (FMI) revisó a la baja las perspectivas para la economía española. Así, según las nuevas estimaciones, el PIB español registrará una contracción del 12,8% en 2020 por la pandemia del coronavirus. Empeora así en casi 5 puntos sus estimaciones de abril, cuando calculó que sufriría una caída del 8%.

 

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.

Intereses