Economía y política

El coronavirus romperá la mayor racha de expansión económica desde el 2009

El coronavirus pondrá fin a 43 trimestres consecutivos de crecimiento mundial: el PIB de la economía global sufrirá un impacto de 280.000 millones de dólares en el primer trimestre

El PIB de China crece menos de lo previsto
El PIB de China crece menos de lo previsto

La propagación del coronavirus de Wuham costará a la economía global más 280.000 millones de dólares en el primer trimestre del año. El impacto será de tal calado, que pondrá fin a 43 trimestres consecutivos de expansión, calcula la consultora Capital Economics.

Según sus proyecciones, el PIB global no crecerá trimestre contra trimestre por primera vez desde el 2009, aún cuando desde esta firma esperan que el brote esté contenido. Los contagiados van ya por más de 40.000 y las muertes exceden de 900, más que en el brote del SARS del 2003.

¿Qué más leer?

El coronavirus visto como el golpe definitivo a la globalización

De acuerdo con las mismas fuentes, el brote seguirá bajo control y contenido, pues la producción perdida se compensará en trimestres posteriores, aunque se hará con retraso. Así, el PIB mundial alcanzará el nivel que debería haber tenido este año, si no hubiera coronavirus, a mediados del 2021.

No obstante, está por ver que estas proyecciones se vayan a cumplir, lo que dependerá de que el brote no vaya a más.

Pero el coronavirus podría haber infectado a 500.000 personas en Wuham, el epicentro de la epidemia, para cuando alcance su punto máximo dentro de unas semanas, según el modelo matemático de la London School of Hygiene & Tropical Medicine.

“Suponiendo que las tendencias actuales continúen, estamos proyectando un pico entre mediados y finales de febrero” de casos de coronavirus, dice a Bloomberg Adam Kucharski, profesor asociado de enfermedades infecciosas.

De acuerdo con estos cálculos, para cuando este pico se alcance, uno de cada cinco habitantes de Wuham estarían infectados.

Así las cosas, en Capital Economics esperan que el impacto en Asia del coronavirus sea superior al del SARS en el 2003. La razón está en el descenso de la llegada de turistas chinos y en la interrupción de las cadenas de suministros.

Foxconn (proveedor de Apple), el paradigma de lo que podría venir

¿Qué más leer?

El coronavirus finiquita la tregua a los mercados tras superar al SARS

La pesadilla podría ser todavía más terrorífica para el sector tecnológico global, que enfrenta interrupciones inéditas en las cadenas de producción.

Las fábricas chinas abren este lunes tras las vacaciones y luego de que el Gobierno haya levantado parcialmente las restricciones. Pero nadie sabe a ciencia cierta cuándo volverán a recuperar la velocidad de crucero. Su impacto en la expansión global podría no tener precedentes.

El paradigma de lo que esto supone es el caso de Foxconn, que fabrica la mayoría de los iphones del mundo en la localidad de Zhengzhou, apenas a unos cientos de kilómetros del epicentro del brote.

El socio más importante de Apple ya ha comenzado a preparar a los inversores del desastre al que se puede enfrentar en caso de que los bloqueos al transporte, las cuarentenas o el agravamiento de la enfermedad, hagan imposible contar con el número de trabajadores suficiente para sacar adelante la producción.

Es más, la compañía ha puesto en cuarentena a todos los trabajadores que regresen de fuera de la provincia de Henan, donde se encuentra su fábrica principal.

Por esta misma razón, Foxconn ha rebajado su previsión de crecimiento de ingresos para el 2020 a la horquilla de entre el 1% y el 3%, frente al rango del 3% al 5% que calculaba anteriormente.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.