Renta variable

¿Llegó la hora de las small caps?

Algunas señales indican que las empresas de mediana capitalización podrían coger el relevo de las grandes en el rally protagonizado por la bolsa

Las small caps podrían hacerlo mejor que las big-caps.

Las empresas de pequeña capitalización son las grandes olvidadas de los inversores minoristas. Tienen menos atención por parte de la prensa y los analistas y, a menudo, están ausentes en las carteras de los particulares, más propensos a apostar por los grandes nombres del parqué.

Sin embargo, eso no quiere decir que no puedan arrojar importantes rentabilidades. De hecho, en muchos periodos su comportamiento ha sido mejor que el de las big-caps. Y eso es lo que podría estar pasando.

¿Qué más leer?

DIA y Telepizza quedan excluidas temporalmente del Ibex Small Caps

Así, el Stoxx Europe Small 200 Index se ha comportado mejor que las 200 mayores compañías del Stoxx Europe 600 Index desde el crash de marzo.

Y también ha subido más que el propio Euro Stoxx 50, donde cotiza medio centenar de estrellas de la bolsa europea. En concreto, el índice de las pequeñas compañías se deja un 8 por ciento en 2020 por el 11 por ciento que recorta el selectivo europeo.

Los expertos creen que la razón de esta disparidad es que las empresas de pequeña capitalización reflejan en mayor proporción las expectativas de crecimiento económico (unas perspectivas que han mejorado para la zona euro, aunque el futuro sigue siendo muy incierto debido a la incidencia de la pandemia de coronavirus).

El caso de Estados Unidos

En el caso americano, en cambio, la historia ha sido (por el momento) distinta: las grandes empresas se han comportado mucho mejor que las pequeñas.

Así, el Rusell 2000 de empresas de pequeña capitalización se deja un 5 por ciento en el año, frente al Nasdaq (donde cotizan las grandes empresas tecnológicas), que se revaloriza un 27 por ciento.

Sin embargo, esta tendencia podría cambiar en los próximos meses, como ya se ha comenzado a percibir en las últimas semanas.

En concreto, el Russell 2000, que en marzo registró su peor comportamiento relativo desde 2003, ha subido el doble que el S&P 500 o el Nasdaq 100 en el último mes.

Uno de los motivos de este comportamiento son las elevadas valoraciones alcanzadas por las grandes compañías tecnológicas del gigante americano.

Mejores valoraciones

Las pequeñas compañías americanas presentan, en cambio, mejores valoraciones y mayores perspectivas de crecimiento.

Esas mejores expectativas se asientan sobre la base de la esperanza de una recuperación economica, en la que el dinero fluiría hacia valores más cíclicos, que han quedado rezagados en el rally de la pandemia.

¿Qué más leer?

España entra en recesión técnica y la recuperación será incompleta

Es la conjetura que están haciendo algunos expertos si tenemos en cuenta que se espera que los beneficios por acción del Russell 2000 se tripliquen de cara a 2021, frente al incremento esperado del 27 por ciento para el S&P 500 y del 20 por ciento para el Nasdaq, según datos de Bloomberg.

Se trata de cifras abultadas pero hay que tener en cuenta que se parte de unos datos malísimos en 2020. Aun así, reflejan la confianza del mercado en la citada recuperación económica.

En cuanto a las valoraciones, las de las pequeñas empresas ofrecen mayor potencial. Así, el ratio de precio/valor en libros del Russell 2000 a doce meses se sitúa en el 1,73, por debajo de la media de los últimos cinco años del 1,82. En cambio, tanto el S&P 500 como el Nasdaq 100 cotizan por encima de sus medias, informa Bloomberg.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.

Intereses