Thyssenkrupp ganó de octubre a junio 115 millones de euros, un 59 % menos

El grupo industrial y tecnológico alemán ThyssenKrupp anunció hoy que en los nueve primeros meses de su año fiscal, de octubre a junio, obtuvo un beneficio neto de 115 millones de euros, un 59 % menos en términos interanuales.

La empresa señaló en un comunicado que sus resultados se vieron lastrados por la caída de los precios del acero, pero añadió que espera una dinamización de los mercados de materias primas a medio plazo.

El beneficio bruto (EBITDA) del grupo alemán alcanzó al cierre de su tercer trimestre fiscal los 1.740 millones de euros, una caída del 15 % en términos interanuales.

De forma similar, el beneficio neto de explotación (EBIT) se contrajo un 13 %, hasta los 846 millones de euros, informó la compañía.

La facturación de Thyssenkrupp alcanzó los 29.265 millones de euros, un 9 % menos en términos interanuales, la misma caída porcentual que experimentó la cartera de pedidos al grupo, que se elevaron hasta los 28.236 millones de euros.

La deuda neta aumentó un 9 % al cierre de los tres primeros trimestres del año fiscal de la empresa, para situarse en los 4.770 millones de euros.

Thyssenkrupp aprovechó la difusión de sus resultados trimestrales para mantener sus objetivos empresariales para el conjunto del año, que ya rebajó hace tres meses.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.