La CE evalúa medidas para mitigar el aceptar a China como economía de mercado

La Comisión Europea (CE) estudia "medidas de mitigación" si finalmente decide conceder a China el estatuto de economía de mercado, lo que supondría modificar la manera en que la UE calcula los derechos antidumping para defender a sus productores ante la competencia desleal de importaciones chinas, señaló hoy.

Ésta es una de las posibilidades que contempla la CE ante el vencimiento en diciembre del plazo para otorgar a China este estatuto, de acuerdo a los compromisos adoptados cuando ese país se unió hace quince años a la Organización Mundial del Comercio (OMC), según una nota informativa que el Ejecutivo comunitario ha difundido a los Veintiocho y la Eurocámara esta semana y que hizo pública hoy.

Esto implica que la Unión Europea (UE), a partir de entonces, debería cambiar el trato que da a China en las investigaciones antidumping sobre comercio desleal.

Actualmente la UE mantiene 52 medidas antidumping en vigor contra China, que cubren el 1,38 % de las importaciones de esa nación.

Según las normas de la OMC, la UE puede imponer derechos antidumping a productos de terceros países si una investigación demuestra que entran en el mercado europeo a precios más bajos que los de producción y perjudican por ello a la industria comunitaria.

Los precios y costes en una economía "no de mercado" son artificialmente bajos y, por ello, no reflejan las fuerzas normales del mercado.

Así, para las economías no de mercado los precios nacionales no se utilizan como un referente para comparar los precios de exportación, y en su lugar las normas de la OMC permiten usar los datos de un "país análogo" con estatus de economía de mercado para hacer los cálculos.

Según el documento dado a conocer hoy por la CE, que ha tenido en cuenta los resultados preliminares de un informe elaborado por una consultoría externa y los "intensos contactos" contactos con los Estados miembros, el Parlamento Europeo y diferentes partes interesadas, hay tres opciones de procedimiento que analiza Bruselas.

Se trata de no modificar la legislación europea, retirar a China de la lista de países a los que no considera economías de mercado "sin más condiciones", o eliminar a China de esa lista pero introduciendo, al mismo tiempo, "medidas mitigadoras".

La CE se propone ahora continuar su evaluación sobre si decide cambiar su tratamiento a China en las investigaciones antidumping de diciembre en adelante y, en ese caso, cómo lo hace.

Para ello realizará un estudio de los efectos económicos y sobre el empleo que podría tener la decisión.

La industria europea ha mostrado su preocupación a la CE por la posibilidad de conceder a China este estatuto, en especial la del acero, sector que sufre las consecuencias de la sobreproducción a nivel global y de las importaciones a bajo coste procedentes de ese país.

La Comisión ha asegurado que sigue comprometida con mantener fuertes medidas antidumping para proteger a la industria europea del comercio desleal.

El Colegio de comisarios abordó este asunto el pasado día 13 y prevé volverlo a analizar este verano.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.