Jubilación

El gasto en pensiones sube en julio y ya roza los 10.000 millones

La nómina ha alcanzado los 9.882,6 millones de euros y se han abonado 9.767.050 pensiones contributivas, 12.310 más que en junio

Última oportunidad para ahorrar con los planes de pensioness

La nómina de las pensiones contributivas vuelve a subir en julio después de unos meses de estabilidad debido a la crisis sanitaria del coronavirus. Ascendió los 9.882,6 millones de euros, lo que supone un incremento del 2,28% respecto al mismo mes del año pasado.

El Estado abonó 9.767.050 pensiones contributivas, 12.310 prestaciones más que en junio, y por segundo mes consecutivo se mantiene el cambio de tendencia en el número de pensiones abonadas tras los descensos de marzo, abril y mayo.

Pensiones de jubilación

Más de dos tercios de la nómina se han destinado al abono de las pensiones de jubilación, cuyo montante asciende a 7.072,76 millones de euros. Esta cuantía creció un 2,83% en los últimos doce meses.

  • A las pensiones de viudedad se han dirigido 1.708 millones de euros, un 1,49% más que hace un año.
  • La nómina de las prestaciones por incapacidad permanente ha alcanzado 937 millones de euros, lo que apenas supone variación (-0,18%).
  • La de orfandad ha sido de 139,5 millones (1,1%).
  • Y las prestaciones a favor de familiares superaron los 25 millones de euros, un 3,27% más.

Pensión media

La pensión media del sistema, que integra todas las clases, alcanzó a 1 de julio los 1.011,84 euros mensuales, lo que ha supuesto un aumento interanual del 2,05%.

Mientras que la pensión media de jubilación llegó a 1.162,97 euros, un 2,13% más respecto al año pasado. Por su parte, la pensión media de viudedad fue de 726,39 euros al mes (1,95% más, en el año).

Aumentan un 6,6% las altas de pensiones

Según los datos del Instituto Nacional de la Seguridad Social, el número de altas de pensión aumentó en 45.766 pensiones, un 6,6% más respecto del mismo mes de 2019.

¿Qué más leer?

La fugaz reducción del gasto en pensiones

Si se considera el acumulado anual, desde enero hasta junio de 2020, han causado alta 244.231 nuevas pensiones, lo que supone un descenso del 18,2% respecto al mismo periodo 2019 (el pasado mayo decreció un 22,4%).

Por otro lado, desde enero han causado baja 278.280 pensiones, un 13,7% más que el año pasado (en mayo, esta tasa era del 16,2%).

Los efectos de la pandemia

En los meses anteriores se percibió el efecto de la pandemia en los movimientos de pensiones. En parte, como consecuencia del cierre de oficinas, que dejaron de prestar atención presencial durante algunas semanas, y por la situación de confinamiento, que hizo que muchos ciudadanos postergasen sus gestiones con la Seguridad Social.

¿Qué más leer?

Reducir la tasa de sustitución: clave para salvar las pensiones

También hay que tener en cuenta cómo ha influido la pandemia de Covid-19 en términos de mortandad sobre el conjunto de la población y, en mayor medida, sobre el colectivo de las personas de más edad.

 

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.