Repsol supera en el trimestre sus objetivos anuales

Repsol presenta unos resultados del primer trimestre impulsados por las subidas del petróleo que le permiten alcanzar más del 90% de sus objetivos

Repsol presentó el jueves por la mañana unos resultados del primer trimestre de 2022 en los que recogió un beneficio neto de 1.392 millones de euros.

Las ganancias de la compañía petrolera fueron más del doble que las recogidas durante el mismo periodo del año anterior, y encontraron su justificación en unos precios del petróleo que dispararon su cotización por encima de los 100 dólares a raíz del conflicto en Ucrania.

Publicidad

La cotizada del IBEX 35, por tanto, recogió en caja los efectos de la inestabilidad geopolítica causada por la invasión rusa. Pero puede aprovechar esta toma de beneficios al calor del crudo para acelerar una transición energética que cambie su piel como empresa.

El plan estratégico 2021-2025 de la compañía para lograr la descarbonización en 2050 contemplaba recaudar 1.500 millones de euros en 2022. Los 1.392 millones cosechados en este primer trimestre suponen alcanzar el 92,8 por ciento de esta cifra objetivo de ganancias.

En consecuencia, Repsol tiene ahora tres trimestres por delante para superar ampliamente sus propias expectativas para el año y avivar una transformación que no estará reñida con su plan de remuneración a los accionistas.

La exploración y producción conforma el 69% de los beneficios de Repsol

"Estos resultados demuestran la fortaleza de nuestro modelo de negocio integrado y la acertada senda de nuestro plan estratégico", afirmaba Josu Jon Imaz, consejero delegado de Repsol, en el comunicado enviado por la empresa tras su anuncio del jueves.

"En 2022 vamos a continuar avanzando en nuestra transformación y en nuestros objetivos de descarbonización, aportando valor a nuestros accionistas y demostrando responsabilidad a la hora de suministrar energía a los clientes", añadía.

La empresa explicó durante la presentación de sus cifras para los tres primeros meses de 2022 que un 69 por ciento de sus beneficios llegaron del área de exploración y producción, que desarrolla toda su actividad fuera de España y que "se apoyó en la subida de precios del crudo y del gas para obtener un resultado de 731 millones de euros".

Publicidad
Publicidad

La diversificación del negocio de Repsol, sin embargo, resultó en una mejora de los volúmenes interanuales tanto en el área industrial como en el área de comercial y renovables.

La primera consiguió generar 236 millones de euros netos para Repsol, en comparación con los 73 del mismo periodo del año pasado. La segunda, mientras tanto, dejó 117 millones de euros, mejorando su desempeño del ejercicio anterior, en el que logró 101 millones de euros.

Ante estas cifras, la compañía confirmó que presentará una propuesta a la junta general ordinaria de accionistas que se celebra el próximo 6 de mayo para mejorar en un 5 por ciento el dividendo en efectivo, hasta alcanzar los 0,63 euros por acción.

Publicidad

De forma paralela, el consejo aprobó llevar a cabo una reducción del capital social de la empresa mediante la amortización de 75 millones de acciones propias, representativas aproximadamente del 4,91 por ciento del capital social de Repsol.

La empresa dirigida por Jon Imaz, por tanto, buscará avanzar en un plan de descarbonización que ya dejó fuertes inversiones en 2022, como la entrada en la empresa canadiense de producción de combustibles y productos químicos renovables, Enerkem, sin descuidar el reparto de beneficios con sus accionistas.

El mercado aplaude la presentación de resultados

Los resultados obtenidos por Repsol entre enero y marzo de 2022 superaron las expectativas ofrecidas por los analistas en los días previos a la presentación de los mismos, y dejaron un muy buen sabor de boca en el mercado de valores.

La cotización de las acciones de la compañía reaccionaron a su presentación de resultados con una subida del 2,09 por ciento, elevando así su precio hasta unos 13,18 euros muy cercanos a los máximos del año, los 13,7 euros alcanzados este mismo mes de abril.

Publicidad

La subida de las acciones de Repsol también dejaba su cotización muy próxima al precio objetivo marcado por el consenso de analistas para los próximos 12 meses, que se situaba en los 14,76 euros.

Dentro de este grupo de expertos y a raiz de la presentación de cuentas de Repsol, además, se reiteraron unas opiniones positivas acerca de la compañía que conforman el 65,7 por ciento del consenso, por tan solo un 8,6 por ciento que aconseja vender los valores.

Morgan Stanley, Jefferies, Bernstein u Oddo ratificaron este jueves sus recomendaciones de compra sobre los títulos de la petrolera española, mientras que otras firmas como RBC Capital o Barclays se mantuvieron más cautas, optando por consolidar sus posturas neutrales.

Pilar Aranda, de Bankinter, era una de las analistas optimistas ante la presentación de cuentas del primer trimestre, explicando que ante los resultados sólidos y la propuesta de un fuerte programa de recompra de activos, "Repsol es una de las empresas
multienergéticas que presenta mejores perspectivas", al contar con un balance saneado, una cotización a múltiplos reducidos, y una rentabilidad por dividendo atractiva del 5,3 por ciento.

Si esta noticia ha sido útil para ti, apúntate a nuestros boletines ¡No te decepcionaremos! También puedes añadir las alertas de finanzas.com a tus redes y apps: Twitter | Facebook | LinkedIn | Flipboard. Y sigue los mejores videos financieros de Youtube.

En portada

Noticias de