Repsol exprime el dividendo para codearse con los grandes de la banca española

La rentabilidad por dividendo de Repsol rivaliza con la de los gigantes de la banca española. La petrolera entra por la puerta grande en el selecto club de las recompras y apunta al alza

El afán de Repsol por recompensar a sus accionistas tras la pandemia del coronavirus llevó a un incremento del 5 por ciento del dividendo en efectivo.  

Junto con la recompra de acciones que inició este miércoles, la petrolera ya se codea con los grandes de la banca española en rentabilidad por dividendo.  

Publicidad

Según la proyección a doce meses del consenso de analistas de finanzas.com, Repsol ofrece una rentabilidad por dividendo del 5,63 por ciento.  

Este porcentaje está prácticamente en línea con el 5,82 de Banco Santander y supera con mucho el 4,21 por ciento de BBVA. También es superior al 4,72 por ciento de Bankinter.  

Repsol entra en el selecto club europeo de las recompras 

La marcha de los negocios y el incremento de los precios del petróleo impulsaron la caja de la petrolera, lo que ya se está traduciendo en mayores beneficios para sus accionistas. El mercado no esperaba que el impulso al dividendo llegara tan pronto.  

“La compañía sorprendió con un aumento de dividendos del 5% y el anuncio de recomprar 75 millones de acciones, es decir, el 5% del capital social”, dijeron los analistas de Bernstein.  

Publicidad
Publicidad

Esta evolución “lleva a Repsol al club de las recompras en Europa antes de lo esperado inicialmente y da una señal de confianza en torno a su estrategia, lo que nos gusta”, añadieron estos expertos.  

“Noticias positivas”, dijeron sobre el dividendo los analistas de Banco Sabadell. “Esperábamos una mejora en la parte de recompra, pero no en la parte del pago en efectivo, que aunque era posible, no la veíamos consistente a largo plazo”, apuntaron en el banco catalán.  

Las petroleras aceleran con las recompras 

Para Repsol es importante comer en la misma mesa que las entidades financieras en todo lo que se refiere al dividendo. Los bancos han acelerado la remuneración a sus accionistas tras meses de sequía obligada, pero las petroleras no quieren quedarse atrás y perder inversores. 

El selecto club de las recompras del que hablaban los analistas de Bernstein incluye a gigantes como BP, que acaba de anunciar una adquisición de títulos propios por 1.250 millones de dólares.  

También se sumó la noruega Equinor, que recomprará títulos propios por valor de 1.000 millones de dólares, frente a los 300 millones que preveía antes de la explosión alcista del petróleo. Y lo mismo hará TotalEnergies, que recomprará 1.500 millones de dólares antes de que acabe el año.  

Publicidad

Las petroleras estadounidenses, mucho más acostumbradas a las recompras que sus homólogas europeas, también están pisando el acelerador. Así, Exxon Mobil invertirá en los próximos años 10.000 millones de dólares en recomprar sus propios títulos, mientras que Chevron también maneja planes millonarios.  

REPSOL (REP)REPSOL (REP)

0,252,01 %
12,66

El mercado celebra el inicio de las recompras 

Con su decisión de incrementar el dividendo y acelerar las recompras, Repsol se pone a la par que los grandes gigantes mundiales. En cierta forma, ambas noticias reflejan el sólido entorno macroeconómico que prevé la petrolera, según explicaron a finanzas.com los analistas de Bloomberg Intelligence.  

Es cierto que quizás hubiese sido preferible incrementar más el dividendo en lugar de acelerar más las recompras, como explicaron los analistas de Alantra. Pero como recordó la propia empresa, “esta política no está escrita en piedra y esperamos que la empresa la revise año tras año”, dijeron estos expertos.  

Con todo, el mercado se tomó muy bien el inicio de las recompras este miércoles, lo que impulsó un 3 por ciento la cotización de Repsol. La petrolera venía de marcar su peor racha desde marzo, lo que animó al fondo bajista ExodusPoint a incrementar las posiciones cortas hasta el 0,5 por ciento.  

Publicidad

Pero Repsol pudo recuperar el nivel psicológico de los 11 euros que perdió justo tras la presentación de resultados y ahora apunta hasta los 12,87 euros, que es el precio objetivo que calcula el consenso de analistas de finanzas.com.  

Superar el nivel de los 12 euros es un requisito imprescindible si Repsol quiere pensar en el ataque a sus máximos históricos, pero no será fácil porque noviembre es un mes estacionalmente negativo, dijo Josep Codina, jefe de análisis de finanzas.com 

En portada
Publicidad
Noticias de