Hacienda embarga 110.000 euros a Òmnium Cultural por una sanción

La Agencia Tributaria ha embargado 110.000 euros de las cuentas de la entidad independentista Òmnium Cultural para hacer efectivo el pago de la sanción que la Agencia Española de Protección de Datos impuso a la entidad, que asciende a 90.000 euros más intereses y recargos derivados de la negativa de Òmnium a pagar por considerarla «injustificada».

En un comunicado difundido este jueves, la entidad ha lamentado que el Gobierno español trabaja obstinadamente para intentar «debilitar» una de las grandes organizaciones del independentisto ejerciendo una persecución política y de «represión a la disidencia», ha apuntado. Además, ha lamentado que aunque la entidad disponía de saldo en las cuentas corrientes, la Agencia Tributaria ha enviado notificaciones de embargo a los acreedores, «en un intento más de desacreditar a Òmnium».

Según explican desde la entidad que dirigía Jordi Cuixart, hoy preso en Soto del Real (Madrid), la sanción de 90.000 euros es un caso sin precedentes en España que se les impone por tener una base de datos inoperativa en Estados Unidos cuando se estaba definiendo el nuevo protocolo internacional sobre datos en este país. Tras haber recurrido la multa ante la Audiencia Nacional, Òmnium ha asegurado que lo hará ante los tribunales europeos, y ha destacado que «nunca se han puesto en riesgo datos personales de nadie» y la posible ilegalidad no existe ya que, en todo caso, en el periodo en el que se sitúa la presunta infracción, había un vacío legal.

Las multas a Òmnium y la ANC se suceden

En 2015, la Agencia Española de Protección de Datos ya sancionó a la Asamblea Nacional Catalana (ANC) y a Òmnium Cultural con una multa a cada entidad de 200.000 euros por vulnerar la normativa sobre protección de datos cuando realizaron la «gigaencuesta» con motivo de la consulta independentista del 9-N.

Inmediatamente después de conocerse la multa a Òmnium, la entidad ha iniciado una campaña para recaudar fondos y compensar así las perdidas económicas derivadas de la multa de Haciendo. Con este objetivo, la organización catalana ha puesto en marcha una colecta entre sus miembros y simpatizantes pidiendo donativos y nuevos socios para hacer frente a la «persecución política y la represión» que dicen sufrir.

Más información

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.