BBVA muestra inquietud por el desempeño bursátil

Las acciones de BBVA retroceden en la sesión más de un 1% tras presentar cuentas . En el año están prácticamente planas, mientras que en el ejercicio pasado la entidad fue el cuarto peor componente del Ibex 35 al hundirse un 34,82%.

El consejero delegado de BBVA, Onur Genç, ha hecho especial hincapié durante la presentación de resultados de la entidad en intentar resaltar las virtudes de la acción como respuesta al mal desempeño bursátil que está desarrollando de la entidad.  El banquero turco ha aprovechado varias ocasiones para incidir en que el mercado no está descontando la cuestión reputacional por el caso Villarejo. Según Genç el caso Zenit "no ha tenido ningún impacto en la cotización" porque se ha reunido con inversores y le han trasladado "su tranquilidad".

Otras entidades que también han rendido cuentas han comentado que las dificultades bursátiles se deben a las políticas de los bancos centrales respecto a los tipos de interés provocan que los inversores no vean gran atractivo actual en el sector. En cambio, Genç no ha usado esta fórmula generaliza entre los sus homólogos y se ha agarrado a que el TBV por acción más dividendo, que crece un 14,2% anual, es "muy sólido". También ve positivo para los inversores que el rote esté en el 12,8% mientras, sector europeo en el 8,3%; que el ratio de eficiencia se coloque en el 48,7%, 63,5% la media europea, y que el CET1 fully loaded se sitúe en el 11,56%, "pese a la apreciación del dólar o la reducción de calificación soberana en Argentina".

Con todo, dese la entidad quieren resaltar que la acción BBVA registró un comportamiento "mejor" que el del sector bancario europeo durante los nueve primeros meses del 2019, incrementando su cotización un 3,1% y cerrando el mes de septiembre en 4,78 euros.

Dudas en el cobro de depósitos y en la reducción de empleados

El consejero delegado ha asegurado que no está en los planes de la entidad cobra por los depósitos a los clientes minoristas pero que "se tiene en cuenta" la decisión de varios competidores europeos de empezar a cobrar cuando los clientes tengan un determinado importe en sus depósitos.

Por otro lado, para el próximo ejercicio no hay programada una reducción de plantilla por ERE ningún plan al respecto pero sí anticipa una "optimización" de oficinas y empleados justificada por el aumento en la digitalización del banco y en el uso de la banca móvil por parte de los clientes.

Genç descarta también una fusión en el corto plazo y confía en la capacidad de BBVA de crecer de forma orgánica "aunque se analicen otras opciones de crecimiento", ha puntualizado.

A nivel de negocio, BBVA se agarra a las cifras de México y Sudamérica. En esta geografía ha aumentado el beneficio un 62% impulsado por mandíbulas positivas y menores deterioros, sobre todo en Colombia y Perú. Respecto a México ha logrado cifra récord trimestral una subida interanual del 1,7% hasta 1.965 millones de euros, los cuales están alejados de los algo más de 1.000 logrados en España, 23% del grupo, donde han caído un 2,5%. Más abultado ha sido el retroceso en Estados Unidos, del 17%.

Publicidad

Pese al buen desempeño en Latinoamérica, en la que se incluiría a México, BBVA debe enfrentarse a un entorno político, económico y social complejo, pero Genç ha declarado que pese a los conflictos recientes "están comprometidos con la región". Mientras que en España, que continúa perdiendo peso en las cuentas, se marcan como objetivo que su peso no caiga del 20%.

Publicidad

En relación a Turquía, quebradero de cabeza ya clásico para BBVA, el beneficio ha caído a 380 millones de euros desde los 485 del año anterior. Pese a ello, se siente cómodos con su posición mayoritaria en Garanti y el turco ha querido resalta el crecimiento económico de su país los últimos trimestres, la caída de la inflación del más del 20% hasta el 9% y la "estabilización del tipo de cambio".

En portada

Noticias de