Ryanair planta cara a tripulantes de cabina en la primera jornada de huelga

Ryanair, como había advertido, ha plantado cara a los sindicatos y confirmó hoy, en la primera de las dos jornadas de huelga de sus tripulantes de cabina (TCP), que reducirá en Irlanda las operaciones invernales y, en consecuencia, quizá también su plantilla.

Más de 400 vuelos fueron cancelados hoy por los parones de 24 horas convocados por los TCP en España, Portugal, Bélgica e Italia, en la primera gran movilización de este colectivo en la historia de la aerolínea irlandesa, que se comprometió el pasado diciembre a reconocer a los sindicatos independientes 32 años después de su creación.

La protesta no solo ha afectado hoy a más de 50.000 pasajeros, según cifras de Ryanair, sino que ha llevado a la compañía a detallar qué medidas adoptará a corto plazo "para hacer frente" a los huelguistas, en palabras de su consejero delegado, Michael O'Leary.

De momento, la reducción de los vuelos invernales y de la flota que acometerá a partir de octubre solo afecta a la base de Dublín, donde podría suprimir hasta 300 puestos de trabajo, pero la medida es un claro aviso para el resto de pilotos y TCP.

"Ryanair opera una flota de más 450 aviones en 87 bases europeas. Eso solo lo mantendremos si seguimos ofreciendo billetes baratos y servicios de vuelos fiables, pero si nuestra reputación de eficiencia o las reservas anticipadas se ven afectadas, los posibles recortes en bases y empleos, como los de Dublín, serán una consecuencia muy lamentable", dijo hoy su director operativo, Peter Bellew.

A pesar de las advertencias, el primer día de huelga de los TCP en España, Bélgica, Portugal e Italia ha tenido un alto seguimiento y está transcurriendo con normalidad, al tiempo que no han minado, por ejemplo, la determinación de los pilotos en Irlanda.

Un centenar de pilotos contratados directamente por Ryanair en Irlanda anunció hoy que volverán a hacer un parón de 24 horas el próximo 3 de agosto, el cuarto que convocan en este país desde el pasado 12 de julio.

Aunque Ryanair no ha ofrecido aún datos al respecto, el seguimiento de los TCP llamados hoy a la huelga por los sindicatos españoles Sitcpla y USO ha sido casi total, con la excepción de aquellos que han efectuado servicios mínimos.

La aerolínea anunció la pasada semana que cancelaría 300 vuelos diarios por la huelga de TCP españoles, belgas y portugueses, 200 de esos solo en España, si bien a esa última cifra se le sumaron hoy 24 más.

Según fuentes sindicales, la ausencia de servicios mínimos en Italia, Portugal y Bélgica provocó la suspensión no prevista en España de 22 vuelos con destino u origen a Italia, así como la del vuelo, tanto de ida como de vuelta, que conectaba Palma con el aeropuerto belga de Charleroi, lo que ha dejado en tierra a miles de pasajeros.

Ryanair, no obstante, subrayó que los más de 50.000 clientes afectados hoy por las cancelaciones anunciadas el pasado miércoles han sido reubicados en otros trayectos o se les ha devuelto el importe del billete.

La aerolínea agregó que ha prestado ese mismo servicio a los pasajeros con vuelos cancelados en Italia, aunque no había dado detalles al respecto en los días previos a las huelgas.

Hasta hoy, la aerolínea no había hecho referencia en sus planes de contingencia a las movilizaciones de los pilotos y TCP de Italia, cuyo parón, que durará hasta la medianoche de este miércoles 25 de julio, ha provocado la suspensión de 165 vuelos, informó el Ente de Aviación Civil italiana (ENAC).

En Bélgica, el seguimiento ha sido hoy del 80 % en el Aeropuerto Nacional de Bruselas y del 60 % en el Aeropuerto de Charleroi (sur), mientras que el número de pasajeros afectados se situó en torno a los 13.000.

Dieciocho (siete llegadas y once salidas) de los veinte vuelos de Ryanair programados para hoy en las instalaciones de Bruselas han sido cancelados, lo que ha afectado a 3.500 pasajeros, según informó el propio aeropuerto en un comunicado.

De esta forma, todos los vuelos con destino a España -a Madrid, Valencia y Barcelona- han sido cancelados, y solo operarán los de las rutas hacia Lisboa y Dublín.

En el aeropuerto de Charleroi, la principal base operativa de Ryanair en Bélgica, la primera jornada de huelga ha afectado a 9.520 pasajeros y se ha saldado con la cancelación de 56 vuelos (28 salidas y 28 llegadas), el 50 % de los que estaban previstos para hoy.

En Portugal, el parón ha provocado la cancelación de más de la mitad de los vuelos de la compañía, que incluyó a todos los domésticos y 18 de los 29 internacionales, y ha contado con el 90 % de adhesión entre los TCP, según fuentes sindicales.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.