Las ventas de coches en Francia aumentaron un 2,97 % en 2018

Un total de 2.173.481 coches particulares nuevos se vendieron en Francia el pasado año, lo que significa un 2,97 % más que en 2017, anunció hoy el Comité de Constructores Franceses de Automóviles (CCFA) en un comunicado.

En diciembre, como había venido ocurriendo desde septiembre, las matriculaciones cayeron, en este caso, un 14,47 % con 193.372 unidades, básicamente por efecto de la aplicación de las nuevas normas de homologación WLTP.

En el conjunto del año, los fabricantes franceses coparon un 54,54 % de cuota de mercado con 1.246.915 coches y un ascenso del 8,32 %, lo que responde en buena medida a la incorporación en esas cifras de la marca Opel, integrada desde agosto en el grupo PSA Peugeot Citroen.

Opel representó 71.619 matriculaciones, que se suman a las 389.518 de Peugeot (aumentaron un 6,17 % respecto a 2017), a las 213.844 de Citroen (subieron un 6,19 %) y a las 24.004 de DS, de forma que, en conjunto, PSA comercializó 698.985 automóviles ( 13,36 %).

Renault, el otro constructor francés, vendió 547.704 coches, con un aumento del 2,48 %. Cifra que integra los 406.228 de la marca Renault (descenso del 2,48 %), los 140.325 de la de bajo coste Dacia (alza del 19,06 %) y los 1.151 de la deportiva Alpine.

Entre los extranjeros, Volkswagen repitió destacado en primer lugar con 259.267 unidades y una baja del 1,11 %, con evoluciones contrastadas de sus marcas: mientras Seat progresó un 26,32 % con 31.219 y Skoda un 17,25 % con 31.423, Volkswagen sólo ascendió un 0,68 % con 140.313 y Audi retrocedió un 21,48 % con 51.582.

Por detrás del grupo Volkswagen se colocaron Toyota con 103.387 matriculaciones ( 9,93 %), FCA con 100.626 ( 12,67 %), BMW con 84.931 (-3,21 %), Ford con 82.633 (-2,07 %), Hyundai con 77.855 ( 16,54 %), Daimler con 73.254 (-3,83 %) y Nissan con 60.551 (-17,59 %).

El peso de las ventas de coches diésel en Francia bajó por debajo del listón del 40 %, frente al 47 % en 2017 y al 67 % que había representado en 2013.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.