La Fábrica de Siemens Gamesa de Aoiz duplicará su producción el próximo año

La fábrica de Siemens Gamesa de Aoiz duplicará su producción el próximo año, pasando de las 170 palas actuales a las 350 palas en 2019, con lo que alcanzaría su máxima capacidad, ha informado la compañía en un comunicado.

Desde 2017, esta planta ha incrementado un 65 % su plantilla, generando 150 nuevos empleos en los últimos dos años, hasta alcanzar 380 empleados actualmente (320 directos y 60 indirectos).

La fábrica de Aoiz produce algunos de los últimos modelos de la compañía: el SG 3.4-132 y el SG 2.6-126, cuyas palas miden 65 y 63 metros, respectivamente.

El SG 3.4-132 es el mayor aerogenerador terrestre de Siemens Gamesa que está actualmente en producción. Para poder acoger la fabricación de este modelo la compañía ha invertido desde 2015 más de 10 millones de euros (3 millones este año).

Siemens Gamesa considera que este aerogenerador será el más demandado en las subastas de renovables españolas, por lo que en los próximos años el centro suministrará palas principalmente para el mercado doméstico.

Actualmente, la fábrica cuenta con dos líneas de producción, una para cada modelo, pero a partir de septiembre las dos líneas se dedicarán a la fabricación del último modelo, el SG 3.4-132.

En este centro se producen de media unas siete palas a la semana, que se trasladan prácticamente a diario a una zona de acopio del puerto de Bilbao o a una centro logístico situado en Zaragoza, dependiendo de los proyectos a los que vayan destinados. Estas palas se trasladan siempre de noche en transportes especiales y escoltados por la Guardia Civil.

Siemens Gamesa destaca sus "profundas raíces" en Navarra, donde se ha consolidado como el mayor fabricante de aerogeneradores con una cuota de mercado acumulada cercana al 50 %.

"Desde sus inicios como fabricante de aerogeneradores, hace ya más de veinte años, Gamesa ha estado siempre presente en la Comunidad Foral", subraya la empresa, que recuerda que, de hecho, inició su actividad en el sector con la instalación de su primer aerogenerador en la sierra de El Perdón, que se convirtió también en el primer parque eólico de España.

Cuatro años después, la compañía era ya el fabricante de aerogeneradores número uno del país y, en 2001 comenzaba su expansión internacional, que la llevaría a abrir centros de producción en Estados Unidos, China, India y Brasil.

La compañía tiene 1.600 empleados en Navarra y una de sus principales oficinas corporativas está situada en Sarriguren, donde además se encuentra el principal centro de I D de la empresa en España. También tiene un centro de fabricación de palas en Aoiz, dos centros de logística y servicios en Arazuri y Pamplona y un centro de formación en Noain.

Asimismo, cuenta en Navarra con 350 proveedores, a los que compró el año pasado más de 190 millones de euros.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.