Empresas globales

Acciones bancarias: ¿remontarán el vuelo en la segunda mitad del año?

La pandemia ha impactado de lleno en un sector que nunca se recuperó de la crisis financiera mundial hace más de una década.

Acciones bancarias en el punto de mira

Las consecuencias económicas del coronavirus han afectado a un sector que nunca se recuperó de la crisis financiera mundial hace más de una década. El enfoque para el resto del año está en cómo los bancos pueden manejar las inminentes pérdidas crediticias, si alguno podrá pagar dividendos y un posible alivio regulatorio adicional.

El índice Stoxx 600 Banks de Europa bajó un 34% este año, el sector con el peor desempeño en el período, con muchos inversores que siguen infraponderados en los bancos incluso cuando las economías comienzan a reabrir.

"Los fundamentos a largo plazo parecen poco atractivos", escribieron en una nota esta semana los analistas de JPMorgan Chase.

En el lado positivo, la valoración del sector no es exigente, y las posiciones de capital siguen siendo sólidas para la mayoría de los bancos, mientras que el Banco Central Europeo está dispuesto a ofrecer refinanciación barata y otras medidas para aliviar la carga de las tasas negativas. El precio objetivo combinado para el índice Stoxx 600 Bank sobre una base de 12 meses implica un alza de alrededor del 15%.

Con la temporada de ganancias del segundo trimestre a un mes de distancia, estos son algunos aspectos a tener en cuenta para el resto de 2020:

Préstamos fallidos

En los próximos trimestres se espera que las provisiones tengan el mayor impacto en la rentabilidad. La imagen en los primeros tres meses del año fue mixta ya que los bancos tomaron diferentes puntos de vista sobre cuánto reservar para las deudas incobrables.

"Los bancos estarán en una mejor posición para evaluar el impacto de la pandemia de coronavirus en la calidad de los activos en sus resultados del segundo trimestre, ahora que los efectos de las medidas de bloqueo y las respuestas de política monetaria y fiscal se están volviendo más claros", según los analistas de Fitch Ratings.

Creditreform, una agencia de crédito alemana, ve una "ola de quiebras de gran dimensión" en Alemania a finales de este año y los analistas de Barclays redujeron sus calificaciones para BNP Paribas  y Societe Generale a infraponderar porque estiman más deterioros del crédito al consumo en Francia.

Dividendos

Con la mayoría de los dividendos totalmente suspendidos o pospuestos a raíz del coronavirus, las expectativas de tales retornos este año se han desplomado, según una encuesta de JPMorgan. Los reguladores han aumentado la presión sobre los bancos para que acumulen capital para pérdidas potenciales y el consenso político parece ser que la ayuda estatal para la economía no puede ir de la mano con los pagos a los inversores.

En julio, el BCE dará más información sobre qué bancos podrán pagar dividendos

El Mecanismo de Supervisión Única del BCE ha dicho que proporcionará claridad sobre su prohibición de dividendos en julio, lo que podría ofrecer una mayor visibilidad sobre qué bancos podrán realizar pagos, afirmaron los analistas de Bank of America.

Bajos rendimientos

La crisis del coronavirus prolonga el entorno de bajo rendimiento en Europa. Los programas masivos de ayuda gubernamental y los altos niveles de deuda estatal solo pueden mantenerse si los costes de los préstamos siguen siendo bajos, lo que dificulta ver un cambio a corto plazo.

Este entorno generalmente perjudica la rentabilidad de las hipotecas y otros activos, aunque los bancos se están adaptando a este panorama al pasar parte del impacto de las tasas negativas a los clientes.

Menos ponderación

La ponderación general de los bancos en los principales puntos de referencia europeos está en un mínimo histórico ya que sus capitalizaciones de mercado se han reducido. En los últimos años, los bancos como Deutsche Bank y Commerzbank  han salido de los principales indicadores de renta variable, como el Euro Stoxx 50 y el índice DAX. Este mes, Societe Generale estuvo a punto de ser reemplazada por el inversor tecnológico Prosus NV en el Euro Stoxx 50.

Se considera que el banco francés, que ha caído un 54% este año, tiene un potencial de retorno de alrededor del 21%, según el consenso de Bloomberg.

Pero no cumplir con estos puntos de referencia significa que los inversores pasivos asignan menos dinero al sector. La imagen no es muy diferente entre los gestores de cartera activos, ya que la encuesta de JPMorgan mostró que el 42% está infraponderado en el grupo de la industria bancaria frente al 32% sobreponderado.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.

Intereses