La libra se desploma, las negociaciones sobre el Brexit se atascan y la UE inicia acciones legales

La libra rompió la racha positiva de los últimos días tras conocerse noticias que sitúan al Brexit muy cerca del precipicio

La libra se desplomó después de conocerse un informe que apuntaba que las conversaciones sobre el Brexit no lograban cerrar las diferencias sobre un acuerdo comercial y la Unión Europea planeaba acciones legales contra el Reino Unido.

La moneda rompió la racha positiva de los últimos días tras la noticia de que el Reino Unido y la UE siguen divididos sobre el tema de las ayudas estatales, un punto de fricción en las negociaciones comerciales. 

La moneda profundizó las pérdidas tras publicarse que la UE daría el primer paso en un proceso legal contra el Reino Unido por violar los términos de su Acuerdo de Retirada del bloque.

Más desventajas para la libra

"Hay más desventajas por delante para la libra", dijo Neil Jones, jefe de ventas de divisas a instituciones financieras de Mizuho Bank.

El estancamiento se produce después de varios días de un tono más conciliador por parte de funcionarios británicos y europeos que habían ayudado a la libra a recuperarse desde un mínimo de dos meses la semana pasada.

Acciones legales contra el Reino Unido

La Unión Europea está iniciando procedimientos legales contra el Reino Unido por el plan de Boris Johnson de incumplir los términos de su acuerdo de Brexit y violar la ley internacional.

“La comisión ha decidido enviar una carta de notificación formal al Gobierno del Reino Unido”, anunció el jueves la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, en Bruselas. “Este proyecto de ley es por su propia naturaleza un incumplimiento de la obligación de buena fe establecida en el Acuerdo de Retirada”.

Publicidad
Publicidad

 La carta es el primer paso en un proceso legal contra el Proyecto de Ley de Mercado Interior del Reino Unido, que podría resultar en una demanda en el Tribunal de Justicia de la Unión Europea.

Si bien la medida tiene pocas consecuencias inmediatas, destaca que las tensiones son altas al tiempo que las negociaciones comerciales entran en una fase crítica. Von der Leyen dio al Reino Unido un mes para responder.

Publicidad

Respuesta "a su debido tiempo"

Un portavoz de la oficina de Johnson indicó que el Gobierno “responderá a la carta a su debido tiempo”.

El Reino Unido estaba esperando la carta y la Comisión Europea envía docenas de avisos de este tipo a los Estados miembros cada mes sobre varios casos de supuestas infracciones de la ley de la Unión Europea. 

A continuación, se realiza un intercambio de y explicaciones antes de que algunas cartas de estos casos lleguen a los tribunales.

No es inusual que la Unión Europea emprenda acciones legales contra países y tan pronto como el Reino Unido reconoció que su plan violaba el Acuerdo de Retirada, tal acción se volvió inevitable. 

Publicidad

Pero los funcionarios de ambos lados dicen en privado que no quieren que se desvíe la atención sobre un futuro acuerdo comercial. Ellos esperan que, si llegan a un acuerdo sobre eso, el alboroto por la acción legal pasará silenciosamente a un segundo plano.

El plan de alto riesgo de Johnson

Con su plan para introducir una legislación que anularía partes del Acuerdo de Retirada del Brexit, que estaría en conflicto con el derecho internacional, el primer ministro, Boris Johnson, ha puesto en riesgo una separación caótica y amarga de la Unión Europea.

Los críticos, incluidos los cinco exprimeros ministros del Reino Unido que aún siguen con vida, dicen que la ley dañará la posición del Reino Unido en otras disputas internacionales.

El martes, el Proyecto de Ley de Mercado Interior fue aprobado en su etapa final en la Cámara de los Comunes y se trasladará a la Cámara de los Lores, donde el Partido Conservador de Johnson no tiene mayoría. Los parlamentarios esperan que el proyecto de ley sea rechazado allí, según personas familiarizadas con el asunto.

Un intento para obtener mejores condiciones

La derrota de Johnson le quitaría el poder de negociación en las etapas finales de las negociaciones comerciales con el bloque.

El proyecto de ley había sido visto como un intento por parte del Reino Unido de obtener las mejores condiciones de la Unión Europea al amenazar el estatus de Irlanda del Norte. 

Sin un acuerdo, el Reino Unido saldrá del mercado único y la unión aduanera del bloque el 31 de diciembre, lo que causaría a las empresas y a los consumidores costes adicionales y trastornos.

 

En portada

Noticias de