Anticipar el pago de un préstamo personal sale a cuenta

Amortizar anticipadamente un préstamo personal es rentable, ya que aunque la comisión máxima por cancelación sea del 1 por ciento del importe reembolsado, el ahorro en intereses merece la pena.

Comprar un coche, pagar un máster, reformar la vivienda o viajar son algunos de los motivos que pueden llevar a un consumidor a solicitar a una entidad financiera un préstamo personal, cuyo valor puede variar entre los 50 y los 100.000 euros.

El plazo de devolución del préstamo, que prestatario y prestamista acuerdan en la firma del contrato, puede oscilar de meses a años, dependiendo de los ingresos del cliente. Un préstamo a más largo plazo conlleva una rebaja de las cuotas pero aumenta los intereses a pagar, mientras que un plazo más corto incrementa el valor de las cuotas pero disminuye los intereses y hace que el prestatario pague menos.

No obstante, el consumidor puede amortizar anticipadamente el pago de su préstamo personal aunque esté obligado a pagar una comisión por este anticipo. La amortización anticipada puede ser parcial, de una parte del préstamo, o total, cancelando éste, y ambas opciones tienen, en general, una comisión que viene estipulada siempre en el contrato del préstamo. 

Las entidades financieras tienen total libertad para fijar las comisiones por cancelación anticipada o por amortización parcial de un préstamo personal, pero con un límite. Nunca podrán cobrar más del 0,5 por ciento del importe que se devuelva antes de tiempo si queda menos de un año para que finalice la vida del préstamo, ni más de un 1 por ciento si el período restante supera el año. También hay entidades, principalmente las que operan on line que no cobran esa comisión, mientras que «casi todos los grandes bancos la tienen estipulada», asegura Miquel Riera, experto en Préstamos Personales de HelpMyCash.

La ley, a favor del consumidor

«Siempre va a merecer la pena amortizar anticipadamente un préstamo personal porque la ley protege al consumidor en este sentido. La normativa establece que la comisión que habría que pagar por reembolso anticipado nunca será superior a los intereses que el consumidor tendría que haber pagado durante el período que quede hasta finalizar la vida del préstamo», afirma Estefanía González, personal finance content manager de Kelisto.es

Publicidad
Publicidad

Miquel Riera es de la misma opinión, «merece la pena amortizar el préstamo anticipadamente aunque tengas que pagar la comisión por cancelación anticipada porque te ahorras mucho dinero en intereses, sobre todo si amortizas una cantidad alta porque reduces el plazo, esto se traduce en pagar menos intereses a lo largo del tiempo. Y no hablemos si cancelas totalmente el préstamo, en este caso el ahorro es mayor. Si, por ejemplo, has pedido un préstamo a devolver en cinco años y lo cancelas al segundo año te ahorraras los intereses que se devengarían durante los cuatro años que te quedan por pagar».

Marta Martínez Fernández, responsable del Departamento de Contenidos de Bankimia, asegura que es muy rentable amortizar anticipadamente un préstamo personal y pone un ejemplo: Imaginemos que solicitamos un préstamo de 10.000 euros a devolver en cinco años y con un interés fijo nominal de 5,95 por ciento. Si pasado el primer año queremos cancelar la deuda y devolver todo el capital pendiente de golpe, que serán 8.077,76 euros, se deberá pagar una comisión por cancelación total anticipada del 1 por ciento que será de 80,77 euros. Si siguiéramos con las cuota pagaríamos unos intereses totales (desde el año 2 al año 5) de 1.038,44 euros. «Viendo estas cantidades es evidente que merece la pena amortizar anticipadamente el préstamo, ya que nos estamos ahorrando unos intereses de 957,67 euros».

La opinión de los expertos

Estefanía González, Kelisto.es

«Las entidades son libres para fijar las comisiones por cancelación anticipada de un préstamo personal, pero con un límite del 1 por ciento»

Publicidad

Miquel Riera, HelpMyCash

«Hay bancos que no cobran comisión por cancelación anticipada de préstamos personales, sobre todo los que operan on line»

Marta Martínez, Bankimia

«Merece la pena amortizar anticipadamente un préstamo personal porque el prestatario se ahorra el pago de intereses»

Publicidad
En portada

Noticias de