Evergrande y la crisis energética frenan el PIB de China

China ralentiza su crecimiento hasta el 4,9 por ciento interanual en el tercer trimestre, menos de lo esperado. El Gobierno culpa a las incertidumbres internacionales

El PIB de China cerró el tercer trimestre del año con un ascenso del 4,9 por ciento interanual, una cifra inferior a lo estimado por el consenso del mercado que esperaba se situase, al menos, en el 5 por ciento. El dato también es menor a la cifra lograda en el segundo trimestre, subida del 7,9 por ciento. 

La ralentización de la economía de China queda patente un trimestre más ya que durante los tres primeros meses de 2021 creció un 18,3 por ciento interanual, aunque la comparativa se produce con los tres primeros meses de 2020 que fueron los más duros para China a causa del Covid-19. 

Publicidad

Con todo, a cierre de septiembre, China tiene un capital de 11,04 billones de euros al cambio desde yuanes, lo que supone un crecimiento del 9,8 por ciento desde que arrancó el año.

Evergrande y la crisis energética impactan en el PIB

La crisis de Evergrande queda reflejada en los datos del crecimiento económico de China pues el intervencionismo del Gobierno en el mercado inmobiliario provocó una desaceleración en el impacto del ladrillo en el PIB. 

El impacto de la construcción en la economía china suele rondar el 25 por ciento si se suman las industrias paralelas, pero las medidas de Pekín más la caída en las ventas de terrenos y los temores a ver nuevos casos como el de Evergrande no han permitido llegar a dicho nivel. 

Publicidad

Por otro lado, la crisis energética provocó que las fábricas ralentizasen su actividad o incluso la parasen a causa del incremento de la factura de la electricidad. Los expertos estiman que las restricciones inmobiliarias y la presión sobre las industrias por la crisis energética se mantendrán. 

Publicidad

Pekín mantiene la calma y cree que no es necesario realizar políticas monetarias para estimular la economía, pero se estima que esta seguirá a la baja hasta cierre de año.

Crecimiento del 6 por ciento en el año

La Oficina Nacional de Estadística, encargada de publicar las principales magnitudes macroeconómicas de China, señalaron que las nuevas cifras son “razonables” que la economía sigue “su desarrollo” pese a un marco “duro y complejo”

El organismo habla de “incertidumbres” externas que trastocan la economía China. Estas han crecido y provoca en la economía china “inestabilidad”. Pese a ello, se espera una recuperación sólida gracias a los “ajustes estructurales y el crecimiento de calidad”

Pekín espera cerrar 2021 con un crecimiento de más del 6 por ciento, aunque el consenso del mercado espera que supere dicha cifra pues consideran que el Gobierno ha sido conservador dando una cifra poco exacta. 

Además, el Fondo Monetario Internacional espera que China crezca un 8 por ciento este año, desde un 2,3 por ciento de crecimiento que cerró en 2020 colocándose como el motor mundial y la referencia de cómo se podía solventar la crisis económica derivada del coronavirus.

Publicidad
En portada
Publicidad
Noticias de