Santander lleva al Ibex-35 a perder los 9.300 puntos

La caída del Santander tras presentar sus resultados del tercer trimestre, el contagio que sufrió el resto del sector bancario y los descensos del resto de los blue chips condenaron al selectivo español a sufrir el mayor retroceso de Europa.

Si el Ibex-35 lograba ayer mantenerse sobre los 9.400 puntos por la mínima, en la jornada de hoy no sólo se tuvo que despedir de esa cota, sino también de los 9.300 puntos. Al cierre, el índice daba un último cambio en los 9.284 puntos, lo que supone un recorte del 1,23%. El indicador arrancaba la sesión prácticamente plano, pero, a medida que fueron transcurriendo las horas fue perdiendo terreno, para marcar mínimos del día a las tres de la tarde en los 9.220 puntos.

Al selectivo español le pesó especialmente el Santander, que sufrió un descenso del 4,06% en la sesión en que presentó sus resultados del tercer trimestre del año. Es posible que este castigo se deba a que la entidad reconoce que sus niveles de capital pueden estar bajo presión como consecuencia de la nueva regulación. José Antonio Álvarez, el consejero delegado del grupo, afirmó que los cambios regulatorios han tenido un duro impacto en la evolución del banco este año, y puede haber más efectos negativos, aunque más limitados, el año que viene. Y ello, especialmente, en el Reino Unido, su tercera principal fuente de ingresos: allí se forzó a los bancos a separar su actividad de banca de inversión de la comercial, lo que provocó una mayor competencia en el segmento hipotecario. El negocio latinoamericano, liderado por Brasil, logró compensar la contracción sufrida en su actividad en Europa. Con todo, de los nueve analistas que emitieron su opinión sobre el banco en la jornada de hoy, siete aconsejan comprar o sobreponderar.

Lo malo es que el mal comportamiento contagió a BBVA, que cerró la jornada con un descenso muy relevante del 2,51%. Mañana será su turno de presentación de sus resultados del tercer trimestre.

CaixaBank, que también presenta resultados mañana, y Sabadell terminaron el día con caídas de un 1,46% y de un 1,33%, respectivamente. Y también Bankinter se dejó más de un punto porcentual. Esta tarde al cierre del mercado presenta sus números esta última entidad.

A estos descensos se sumaron los de otros grandes valores: Repsol y Telefónica bajaron alrededor de un 0,75%. Y también Iberdrola terminó en rojo: se dejó un 0,24%. También la eléctrica rindió cuentas al mercado en la sesión de hoy.

Aunque mayores pérdidas sufrieron Cie, ArcelorMittal y Meliá, que bajaron más de tres puntos porcentuales. 

Publicidad
Publicidad

En verde, Ence (3,10%) fue el mejor. Ello, tras presentar sus cuentas al cierre de la sesión de ayer. Cellnex se colocó después con una subida de más de un 2%. Red Eléctrica, Acciona, Endesa y Siemens Gamesa se situaron a continuación con ascensos de más de un 1%. Pero pocos valores más terminaron con ganancias.

Todo esto fue lo que explicó que el Ibex-35 fuera el peor índice de la sesión en el Viejo Continente. Hubo otros indicadores en negativo en Europa. Pero sus pérdidas fueran más pequeñas. Así, el Dax alemán se dejó un 0,23%, mientras que el Ftse Mib de Milán retrocedió un 0,15%. En verde terminó el Cac 40 francés, que sumó un 0,45%, mientras que el Ftse 100 británico ganó un 0,34%. 

Referencias de Wall Street

En Wall Street, al cierre de la sesión europea, pocos movimientos: el Dow Jones se mantenía prácticamente plano, el S&P 500 se dejaba alrededor de un 0,10%, y el Nasdaq, alrededor de un 0,15%. Ello, por la incertidumbre que despierta la decisión que tomará la Reserva Federal norteamericana en su reunión ordinaria de política monetaria que termina hoy. En principio, se descuenta que baje los tipos de interés en un cuarto de punto.

La falta de dirección en la Bolsa de Nueva York también se puede explicar por las incertidumbres que ha suscitado que Chile haya cancelado la celebración de la cumbre Asia Pacífico debido a las protestas sociales contra la desigualdad, disparada en el país por décadas de políticas económicas neoliberales, desde la dictadura de Pinochet. Se esperaba que fuera en ese foro que China y Estados Unidos firmaran su acuerdo comercial. El presidente estadounidense, Donald Trump, parece que aún planea firmar tal pacto, aunque no haya cumbre.

Publicidad

Por lo demás, la agenda económica de la sesión en Estados Unidos fue positiva. Durante el mes de octubre, de acuerdo con la agencia ADP, se crearon 125.000 nuevos puestos de trabajo, por encima de los 110.000 estimados. El PIB del tercer trimestre, según el dato adelantado, creció a ritmo anualizado del 1,9%, por encima del 1,6% previsto por los analistas, lo que supone una desaceleración menor de la esperada después de un crecimiento del 2% en el segundo trimestre.

Divisas y materias primas

En otros mercados, el euro se apreció un 0,10% frente al billete verde, para colocarse el tipo de cambio en 1,1124 unidades. En cambio, la libra esterlina perdió posiciones con respecto al dólar. 

El oro, mientras, llegaba al término de la sesión ganando un 0,4%, hasta los 1.493 dólares la onza. 

Publicidad

El precio del petróleo, en cambio, perdía posiciones. El barril de Brent, de referencia en Europa, bajaba un 1%, hasta los 60,96 dólares. El de West Texas, de referencia en Estados Unidos, encadenaba su tercera sesión consecutiva de descensos: retrocedía un 1,75%, hasta los 54,58 dólares. 

En portada
Publicidad
Noticias de