Orange y Masmóvil firman una fusión de 18.600M€. Pondrán a prueba a Vodafone y a la UE

La fusión blanda entre Orange y Masmóvil incluye una posible salida a bolsa combinada. De momento, ambas telecos pondrán a prueba la voluntad de los reguladores de la UE para permitir la consolidación del sector

Orange y Masmóvil llegaron a un acuerdo vinculante para fusionar sus negocios en España y crear la mayor empresa de telecomunicaciones del país por clientes. El pacto es el colofón a las negociaciones de fusión exclusivas anunciadas en marzo.

La transacción se basa en un valor empresarial de 18.600 millones de euros, según un comunicado publicado el sábado. En marzo, las empresas dijeron que la operación tendría una valoración empresarial combinada de 19.600 millones de euros.

Publicidad

La nueva compañía tomará la forma de una joint venture al 50 por ciento, controlada conjuntamente por Orange y Masmóvil. La transacción está sujeta a la aprobación de las autoridades antimonopolio y se espera que se cierre en la segunda mitad de 2023.

El acuerdo pondrá a prueba la predisposición de los reguladores de la Unión Europea para permitir la consolidación en los mercados de telecomunicaciones.

España es actualmente uno de los mercados más competitivos de Europa, con decenas de marcas diferentes inmersas en guerras de precios.

Grandes firmas como Orange, Masmóvil y Vodafone han advertido previamente de que la rentabilidad del capital es insostenible en los niveles actuales.

Publicidad
Publicidad

Posible salida a bolsa

El acuerdo incluye la opción de que la firma combinada salga a bolsa bajo ciertas condiciones para ambas partes.

Sería después de un período definido no comunicado el sábado. Sí supo que el pacto incluye una opción para que Orange tome el control de la entidad combinada al precio de salida a bolsa, según el comunicado.

La nueva compañía combinada podría acelerar las inversiones en conexión de fibra y 5G, explicaron ambas, y se espera que las sinergias totales alcancen al menos 450 millones de euros anuales al cuarto año después de cerrar el trato.

Duro golpe a Vodafone

El acuerdo entre Masmóvil y Orange es un duro golpe para Vodafone, que durante mucho tiempo fue promocionado como el candidato más probable para fusionarse con Masmóvil.

Pero mientras Orange tiene la segunda red de fibra óptica más grande del país, la mayor parte de la banda ancha de Vodafone se ofrece a través de cable, lo que dificulta las sinergias.

Publicidad

El operador francés ocupa el segundo lugar después de Telefónica en el mercado de telecomunicaciones de España, con Vodafone como el tercer operador más grande.

El papel de los fondos en Masmóvil

Masmóvil, el cuarto jugador, fue excluido en bolsa hace dos años después de una compra apalancada por parte de tres fondos de capital privado: Cinven, KKR y Providence Equity Partners.

Desde la compra, Masmóvil adquirió Euskaltel y ha ido aumentando su presencia en Portugal. Ya es un importante cliente mayorista de Orange, tanto en fibra como en redes móviles.

El acuerdo estará respaldado por un paquete de deuda de 6.600 millones de euros que financiará un pago de 5.850 millones de euros a los accionistas de Orange y Masmóvil a favor de Orange para reflejar los diferentes niveles de endeudamiento, según el comunicado.

Publicidad

Este paquete de deuda se compone principalmente de deuda bancaria, proporcionada por un gran grupo de bancos. La deuda existente de Masmóvil se mantendrá. ● Un artículo de Victoria Batchelor y Ania Nussbaum (Bloomberg News) editado al español por Ismael García

En portada
Publicidad
Noticias de