China suma y sigue: planea prohibir las OPV americanas de tecnológicas intensivas en datos

Pekín también carga contra los interminables horarios de trabajo en las tecnológicas, donde se saltan la normativa laboral

La cruzada regulatoria de China contra las compañías tecnológicas está lejos de haber llegado a su fin, tal y como advierten los analistas en la revista INVERSIÓN de esta semana.

Este viernes se han producido nuevas pruebas de ello.

Por un lado, se han publicado informaciones que apuntan a que China estaría planeando prohibir que las empresas chinas que recaben datos sensibles de los consumidores puedan salir a bolsa en Estados Unidos.

Al parecer, las autoridades chinas han estado advirtiendo en las últimas semanas a estas empresas y a ciertos inversores extranjeros sobre la nueva regulación en marcha.

Estas nuevas normas que se plantea aprobar por cuestiones de seguridad nacional tendrían el objetivo de acabar con los esquemas que han permitido hasta ahora que los grandes gigantes tecnológicos del país, como Tencent o Alibaba, se estrenasen en Wall Street.

Bajo la nueva normativa, las empresas chinas deberán lograr la aprobación del Pekín para poder estrenarse en una bolsa extranjera. Actualmente, este paso no es necesario aunque muchas se someten a ello si el Gobierno se lo pide.

Publicidad
Publicidad

Pekín carga contra las jornadas excesivas de trabajo

Pero esta no es la única novedad que se ha conocido este viernes. Por otro lado, las autoridades chinas también han cargado contra los horarios excesivos de trabajo que se realizan en las tecnológicas (y otras compañías).

En concreto, la Corte Popular Suprema del país y el Ministerio de Recursos Humanos y Seguridad Social han publicado un documento sobre las violaciones de la normativa laboral y las horas extra excesivas (no retribuidas) que se realizan en muchas empresas y que en China se conocen como 996 (trabajar de nueve de la mañana a nueve de la noche, seis días a la semana).

Los multimillonarios consideran los abusos laborales necesarios para competir

Los multimillonarios dueños de las tecnológicas (como Jack Ma, de Alibaba; o Richard Liu, de JD.com) han defendido este tipo de prácticas como necesarias en una industria altamente competitiva. Sin embargo, eso no les ha impedido enriquecerse cada vez más.

Por otro lado, se han conocido casos de abusos muy importantes e incluso de muertes de empleados en su puesto de trabajo, tras extenuantes jornadas laborales.

Por eso, los analistas esperan que este señalamiento por parte de las autoridades del país derivará en una oleada de demandas contra las empresas que abusen de los horarios de sus empleados.

Publicidad
En portada
Publicidad
Noticias de