China: la producción industrial pincha mientras la variante delta incrementa los riesgos

La producción industrial de China crece en julio el 6,4 por ciento, muy por debajo del 7,9 por ciento esperado, y firma su quinto mes consecutivo de desaceleración. Los cierres selectivos por la variante delta comienzan a pasar factura

La producción industrial de China aumentó el 6,4 por ciento interanual en julio, un cifra inferior al 8,3 por ciento de junio y muy por debajo del 7,9 por ciento esperado por el consenso de analistas.

El dato coincide con la expansión de la variante delta, que está obligando a China a prepararse para lo peor. Y suma a otras cifras igual de preocupantes, como las ventas minoristas, que aumentaron el 8,5 por ciento en julio, frente a una previsión de subida del 10,9 por ciento.

Se trata del quinto mes consecutivo en el que la producción industrial se desacelera, lo que ha desatado la preocupación de los expertos. A todo esto hay que sumar la incertidumbre regulatorio del sector tecnológico, otra nueva señal para desconfiar de China.

"Los datos de julio sugieren que la economía está perdiendo impulso muy rápido", dijo Raymond Yeung, economista jefe en Australia and New Zealand Banking Group. "El resurgimiento del delta también agrega un riesgo adicional”, apuntó este analista.

La actividad en China se desacelera peligrosamente

Los brotes del virus están añadiendo más presión sobre la economía de China, que ya estaba perdiendo impulso peligrosamente en la segunda mitad del año.

Desde mediados de julio, el Gobierno de China desempolvó el manual duro contra la pandemia, lo que incluye cierres selectivos, restricciones a los viajes y test masivos. Algunas variables clave, como el consumo, se están viendo afectadas.

Publicidad
Publicidad

Las medidas agresivas del gobierno para lograr el objetivo de cero infecciones por Covid-19 podrían pasar factura a la economía.

De hecho, grandes bancos como Nomura, Goldman Sachs o JP Morgan rebajaron sus previsiones de crecimiento para el resto del año.

Problemas para la industria de China

A pesar de que la actividad industrial de China se expandió el 6,4 por ciento en julio, los datos muestran que la actividad se vio impactada por las lluvias, las inundaciones o la falta de chips en algunos sectores, variante delta aparte.

La producción de cemento cayó por tercer mes, la producción de automóviles bajó por cuarto mes consecutivo y la producción de acero se desplomó en julio a un mínimo de 15 meses, según cálculos de Bloomberg.

La industria de la producción y suministro de electricidad, combustible, gas y agua aumentó un 13,2  por ciento en julio, mientras que la manufacturera creció un 6,2 por ciento y  la minera lo hizo en un 0,6 por ciento.

Publicidad

La Oficina Nacional de Estadística dijo que la economía nacional sigue estabilizándose y recuperándose, a pesar de "las múltiples sacudidas como la creciente incertidumbre externa y la situación pandémica nacional".

En portada
Publicidad
Noticias de