Inmobiliario

La intervención pública del alquiler hunde los precios

El precio del alquiler se desploma un 13,2% en Barcelona, afectado por decisiones políticas y económicas

Pablo Iglesias y la alcaldesa Ada Colau en una rueda de prensa

Una tormenta perfecta se ciñe sobre los precios de la vivienda en alquiler en Barcelona. Y sobre el resto de España.

Un conjunto de factores políticos y económicos han desplomado en noviembre el precio del alquiler de Barcelona un 13,2%, muy por encima de la media nacional y de la caída registrada en Madrid, del 8,3%.

Según datos de idealista, el mes de noviembre cerró con una bajada del precio del alquiler en España del 1,3% hasta alcanzar los 11,2 euros/m2, lo que supone una caída trimestral del 2,3%.

Impacto de la ley de limitación de rentas

Barcelona ha sido la capital más afectada. Marta Vilana, responsable del área residencial de Forcadell, asegura que uno de los motivos es de naturaleza política: la Ley de Limitación de Rentas aprobada en Cataluña y que “generó mucha incertidumbre” sobre si finalmente se recurría o no al Constitucional.

¿Qué más leer?

España interviene el alquiler. Ábalos topará los precios antes del verano

Esto hizo que el mercado se paralizara prácticamente durante dos meses, y una vez que se reactive, la aplicación de la ley también presiona a la baja, aunque no de manera igual en todas las zonas.

La duda es si ocurrirá igual en el resto de España. “Dependerá en el momento en el que se haga. Aquí en Cataluña se hizo durante las medidas tomadas por la crisis sanitaria lo que provocó un mayor impacto”, explica Vilana.

Está previsto que de aquí a febrero el Consejo de Ministros apruebe la Ley Estatal de Vivienda que incluirá la regulación de precios del alquiler, que en palabras de Pablo Iglesias supondrá “el mayor grado de intervención pública del mercado del alquiler en Europa”.

Desplome de la vivienda turística

Otro factor, en este caso económico, también explica el hundimiento de los precios. La oferta se ha incrementado como consecuencia de las restricciones a la actividad económica, especialmente al turismo.

Esto ha provocado la salida de los pisos turísticos al mercado de la vivienda de alquiler convencional, lo que supone incrementar en un 20% el parque total de viviendas.

¿Qué más leer?

El coronavirus acelera el cambio de ciclo del mercado de la vivienda

Por otro lado, la demanda sigue siendo floja, explican desde Fotocasa, puesto que muchos pisos de estudiantes o compartidos no están siendo ocupados, lo que también presiona a la baja el precio.

Así, de acuerdo con un informe sobre la vivienda de la consultora inmobiliaria catalana Forcadell, las nuevas rentas de alquiler, entre enero de 2020 y diciembre de 2021 registrarán una caída del 18%.

Y Barcelona y Madrid caerán por encima de la media nacional.

Crisis económica más profunda en Barcelona

Otro factor que está influyendo en la caída más abultada de la vivienda en Barcelona es la evolución de la economía, como consecuencia de unas medidas más restrictivas que, por ejemplo, en Madrid.

Así, el PIB catalán cayó por encima de la media española en el tercer trimestre, un 9,1% frente al 8,7%.

Esto hace que los inquilinos con una situación económica más precaria busquen pisos más baratos como consecuencia de esa disminución de ingresos, lo que también presiona a la baja los alquileres.

También es posible, destaca Marta Vilena, que los propietarios exijan más requisitos a los inquilinos y se aplacen las operaciones.

Los propietarios desisten vender la vivienda

El tercer y último factor económico que está tensionando los precios a la baja del alquiler es que ante la posibilidad de que el precio de la vivienda en venta se contraiga un 10%, numerosos propietarios están retrasando la decisión de sacarlas al mercado y optan por ponerlas en alquiler, explican en Fotocasa.

Los precios se contraerán más en los distritos del centro

Los distritos con peor comportamiento en las dos grandes capitales serán los del centro de la ciudad y los considerados de alto standing. En la capital catalana los que más bajarán serán Ciutat Vella y Eixample y en Madrid Centro, Chamberi y Salamanca, según consta en el informe de Forcadell.

¿Qué más leer?

Los hoteles se pasan al alquiler por meses de sus habitaciones por el coronavirus

El principal motivo será la elevada disminución de ingresos de pequeños empresarios, profesionales liberales y trabajadores cualificados que residían de alquiler en las anteriores zonas. Una bajada que no tienen visos de revertir en el corto plazo y les obliga a trasladarse a un barrio menos cotizado.

Evolución del precio en el resto de Comunidades Autónomas 

El precio medio del alquiler de vivienda ha caído en 13 autonomías con respecto al mes de octubre. Cataluña (-3,4%), Región de Murcia (-2,1%) y la Comunidad de Madrid (-1,8%) lideran las bajadas.

Les siguen las caídas de Cantabria y La Rioja (-1,6% en ambas regiones), Baleares (-1%), Galicia (-0,8%), Euskadi (-0,5%), Castilla y León (-0,4%), Aragón (-0,3%), Canarias y Castilla-La Mancha (-0,2% en ambos casos) y Valencia (-0,1%).

Por otro lado, los precios subieron en Extremadura (0,5%), Navarra y Andalucía (0,4% en ambas regiones). El precio se ha mantenido estable en Asturias durante el mes de noviembre. 

La Comunidad de Madrid (14,5 euros/m2) es la región más cara seguida de Cataluña (14 euros/m2).

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.