El Estado paga un 8,8% más por Telefónica que STC

El Gobierno paga 2.285M€ por el 10% de Telefónica, el 8,8% más que los 2.100 millones desembolsados por Saudí Telecom (STC)

La orden dada por el Gobierno el pasado 19 de diciembre para que la Sepi construyera una participación del 10 por ciento en Telefónica se completó este lunes, después de que el holding público invirtiera 2.285 millones de euros en la operación.

En concreto, la Sepi se hizo con 567 millones de acciones de Telefónica a un precio medio de adquisición de 4,03 euros, en una operación que el Ejecutivo de Pedro Sánchez justificó para proporcionar “mayor estabilidad accionarial” y “proteger las capacidades estratégicas” de la compañía.

Publicidad

No obstante, el dinero público invertido en contrarrestar la entrada del grupo saudí en Telefónica es un 8,8 por ciento más que los 2.100 millones de euros que pagó STC, dado que los saudíes construyeron su participación a un precio medio de 3,7 euros.

Más inversión pública para alcanzar el 10% de Telefónica

La razón que explica la mayor inversión pública tiene que ver con el hecho de las acciones de Telefónica se dispararon desde que los dos compradores comenzaron a amasar su posición, pasando de los 3,75 euros en que cotizaba el valor antes de conocerse la entrada de STC hasta los 4,18 euros actuales.

Además, Telefónica ha estado en el foco de los grandes inversores, como es el caso de Criteria, el brazo inversor de La Caixa, que ha incrementado su participación en la multinacional hasta el 5 por ciento.

Tras esta operación, el Estado ha pasado a ser el primer accionista relevante de Telefónica, con una participación del 10 por ciento, seguido por STC, que alcanza el 9,9 por ciento.

Sin embargo, una parte de este porcentaje (4,9 por ciento) está aparcada en derivados, por lo que los saudíes necesitar la aprobación del Ejecutivo para convertirla en acciones.

Publicidad

Además, Criteria tiene el 5 por ciento de la multinacional, mientras que la participación de BBVA llega al 4,87 por ciento, por un 4,48 por ciento que acumula Blackrock y un 2,5 por ciento en manos de Caixabank.

Publicidad

Regreso a Telefónica después de veintisiete años

La decisión de alcanzar el 10 por ciento de Telefónica supone el regreso del capital público a la compañía, después de que en 1997 el gobierno de José María Aznar aprobara la privatización del grupo, mediante una OPV por el 20,9 por ciento del capital.

La operación fue un éxito en su día, ya que se colocaron 191 millones de acciones, con una demanda que superó en 5,4 veces la oferta disponible. Dos años antes, en 1995, había nacido Movistar, el buque insignia del grupo.

Ahora, el gobierno ha vuelto a Telefónica tras estar veintisiete años fuera del accionariado, emulando la estrategia de países como Francia o Alemania, con participaciones públicas en antiguos monopolios telefónicos.

Publicidad

Estrategia defensiva

No obstante, desde que se conoció la entrada en el accionariado de STC a principios de septiembre, el mercado leyó el rechazo del gobierno en clave defensiva. Una década antes, en 2013, el ejecutivo de Mariano Rajoy ya tuvo que frenar el intento de la estadounidense AT&T de entrar en Telefónica con una participación cercana al 30 por ciento.

Los activos de primera fila de Telefónica y su posición en los tres mercados europeos más importantes, son un caramelo apetecible para los grandes inversores. Al mismo tiempo, esto convierte al grupo en una compañía políticamente muy sensible.

Si esta noticia ha sido útil para ti, apúntate a nuestros boletines ¡No te decepcionaremos! También puedes añadir las alertas de finanzas.com a tus redes y apps: Twitter | Facebook | LinkedIn | Flipboard. Y sigue los mejores videos financieros de Youtube.

En portada

Noticias de