Fondos y ETF

Diversificar el riesgo con planes de renta fija

La renta fija se utiliza para proteger la cartera en tiempos de volatilidad

La renta fija concentra los flujos de entrada

La renta fija es un tipo de activo que siempre tiene el gran atractivo de ofrecer exactamente lo que su nombre ya apunta, rentas periódicas que en la mayoría de los casos son fijas, aunque podemos encontrar emisiones de bonos cuyo cupón es variable. 

¿Qué más leer?

La renta fija concentra los flujos de entrada de fondos y ETF en abril

Si bien esto continúa funcionando así, los niveles tan reducidos a los que se sitúan los tipos de interés desde que los bancos centrales pusieron en práctica su política expansiva, durante los perores años de la crisis, ha cambiado algo la situación.

Los cupones que se pueden ahora recibir por un bono difícilmente alcanzan el 10% que llegaron a alcanzar años atrás y la crisis del coronavirus ha llevado esta situación un poco más allá. 

Sin embargo, las carteras suelen incluir una parte en renta fija, para reducir el riesgo, y en la etapa en la que nos encontramos conviene reducir a su vez el riesgo de la parte de renta fija por medio de la diversificación. 

Distribuir la inversión en renta fija de diferentes emisores de todo el mundo puede ser un buen método para conseguir un grado de diversificación adecuado e incluso aumentar los retornos.

La mayor seguridad que ofrecen las emisiones de mercados desarrollados, pero con rendimientos menores, se puede ver compensada por rendimientos mayores, aunque tal vez con un nivel de riesgo algo mayor, en los mercados emergentes. 

Categoría de renta fija

La categoría VDOS de planes de pensiones del sistema individual de Renta Fija Internacional, que es la que mejor comportamiento muestra en el año del grupo de planes que invierten en este tipo de activo, retrocede un 0,50% desde enero, consiguiendo recuperarse un 0,64% de rentabilidad durante mayo. 

Incluye activos de deuda emitida por organismos públicos y entidades privadas con una duración media superior a 2 años, denominados en divisa distinta al euro y domiciliados en países pertenecientes a la OCDE. 

De esta categoría, se han seleccionado los de mayor calificación VDOS, de cinco y cuatro estrellas, De este grupo de planes el más rentable desde el pasado enero es BBVA PLAN RENTA FIJA INTERNACIONAL FLEXIBLE revalorizándose un 2,15 por ciento.

A un año, su rentabilidad es de 3,07%, con un coste por volatilidad de 2,07 por ciento. Cuenta con un patrimonio bajo gestión de 146 millones de euros. La exposición a renta fija de la cartera del fondo representa el 100 por ciento de la cartera.

La duración media de la cartera es superior a dos años, aunque puede oscilar entre 0 y 10 años. Las mayores posiciones en su cartera incluyen emisiones de TSY INFL IX N/B 0.125 24 (7,42%) NEW ZEALAND GOVERNMENT 6 21 (4,03%) CANADA HOUSING TRUST 2.9 24 (3,71%) el fondo GAM LOCAL EMERG BD-EUR C (3,26%) y una emisión más del Gobierno de Nueva Zelanda, NEW ZEALAND GOVERNMENT 5.5 23 (3,02%). Los partícipes de este plan soportan una comisión fija de 1,50% y de depósito de 0,20%. 

Un 0,59 por ciento es la rentabilidad obtenida en el año por INDEXA MAS RENTABILIDAD BONOS y un 3,12% a un año, con una volatilidad de 5,38 por ciento. a largo plazo. Invierte a través de otras Instituciones de Inversión Colectiva (IICs) que sigan ciertos índices de referencia, o benchmarks, de renta fija a largo plazo, como el Barclays Euro-Aggregate o Barclays Capital Aggregate Bond y con una vocación de inversión geográfica global y de bajo coste.

 Su patrimonio bajo gestión es de 23 millones de euros. Gestionado por Caser pensiones, las mayores posiciones en su cartera incluyen fondos cotizados como ISHARES GL CORP EUR HEDGED ETF (19,64%) DBX GLOBAL SOV 1C HDG ETF (19,50%) LYXOR EUROMTS INV GRADE UCITS DR ETF (9,77%) VANGUARD TOTAL INTERN BOND ETF (9,75%) y VANGUARD TOTAL BOND MARKET ETF (9,74%). La aportación mínima, inicial y periódica, requerida para suscribir este plan es de 5 euros, aplicando una comisión fija de 0,40 por ciento y de depósito de 0,05 por ciento. 

Gestionado por Nationale Nederlanden Vida, NARANJA RENTA FIJA EUROPEA no consigue situarse en terreno positivo por rentabilidad en el año (-1,05%) ni en al último periodo anual (-0,01%) en el que tiene una volatilidad de 3,78 por ciento. Sin embargo, en el último mes consigue recuperar un 0,44 por ciento. 

Con un patrimonio bajo gestión de 618 millones de euros, pretende obtener un crecimiento del capital a largo plazo, invirtiendo en valores de renta fija de los estados miembros de la Unión Europea y de otros países europeos denominados en sus divisas locales, así como en otras categorías de inversión de renta fija no gubernamentales. 

Por segmento de renta fija, la cartera estándar del fondo se distribuye entre Deuda Pública Europea (45%) Deuda asimilable a Deuda Pública Europea (government related bonds) (10%) Renta Fija Privada Europea (15%) Renta Fija cubierta europea (covered bonds) (10%) Bonos de titulización (Assset Backed Securities) europeos (20%). Los partícipes del fondo soportan una comisión fija de 0,85 por ciento. 

Las perspectivas para la renta fija en los próximos meses es difícil que vayan a cambiar de forma notable, a menos que se encuentre una vacuna o algún otro tipo de curación, que parece bastante poco probable que suceda en el corto plazo. Mientras esta incertidumbre no desaparezca, es bastante probable que el mercado continúe mostrándose dudoso. 

 

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.