El euríbor rompe la barrera del 1% y encarece las hipotecas 1.457 euros al año

El euríbor cierra agosto en el 1,125 por ciento, el valor más alto en una década

La escalada de la inflación hasta el 10,4 por ciento y la subida de los tipos de interés por parte del BCE han desatado la tormenta perfecta que ha impulsado al euríbor hasta romper en agosto la barrera del 1 por ciento.

Tras terminar julio en un 0,992 por ciento, el índice de referencia para la mayoría de préstamos hipotecarios a tipo variable en España cierra agosto en un 1,125 por ciento, el valor más alto en una década.

Publicidad

También su subida interanual en los primeros ocho meses de este año es la más elevada que se ha producido en un ejercicio completo, supera los 1,72 puntos porcentuales entre el dato de enero de 2022 (-0,477 por ciento) y el actual.

“Esto es algo totalmente anómalo para el euríbor, cuyos valores no suelen variar más de medio punto en todo un año”, asegura Simone Colombelli, director de Hipotecas de iahorro.

121 euros mensuales más por la hipoteca

La remontada del euríbor penaliza a los hipotecados que les toca ahora revisar su cuota. Miguel Riera, experto en hipotecas de Helpmycash, calcula que para una hipoteca de 150.000 euros con un plazo de 25 años y un interés de euríbor más el 1 por ciento, las cuotas subirán 121 euros al mes, lo que supone 1.457 euros al año.

Mientras que para los que revisen su hipoteca cada seis meses, la cuota ascenderá hasta los 110 euros mensuales, que alcanzarían los 664 euros para todo el semestre.

Publicidad
Publicidad

Subidas interanuales de más del 350 por ciento

La evolución del euríbor hace que "estemos ante un año en el que se están produciendo muchos cambios en el mercado hipotecario”, indica Colombelli.

Si se compara el dato del euríbor de agosto con el de hace un año, la subida ha sido de algo más del 350 por ciento, pasando del -0,498 por ciento al 1,25.

Incluso los datos diarios registrados en los últimos días han llegado a superar el 1,5 por ciento. El lunes 29 de agosto alcanzó el 1,612 por ciento, el martes día 30 se situó en el 1,758 por ciento y el miércoles 31 volvió a subir hasta el 1,778, “el valor diario más alto anotado por el euríbor desde el 25 de enero de 2012", apuntan desde Iahorro.

De mínimos a máximos

Esta escalada acelerada del índice "era imposible de pronosticar", reconocen desde Iahorro, si se tiene en cuenta que en 2021 el euríbor marcó sus mínimos históricos, situándose por debajo del -0,5 por ciento.

Consideran que el panorama macroeconómico vivido a partir de febrero, cuando comenzó una guerra entre Ucrania y Rusia, "ha propiciado un desmadre en los valores del euríbor".

Publicidad

A pesar de ello, Colombelli recomienda calma: “No hay que alarmarse con esta situación, simplemente volvemos a la normalidad, lo que no era normal fue lo vivido hace un año”.

Incremento del 2 por ciento para 2022

El despegue del euríbor en agosto ha dinamitado muchas de las previsiones de los departamentos de análisis de las entidades financieras y se han visto obligados a revisarlas.

La mayoría prevé que el índice de referencia cierre el año entre el 1,5 y el 1,90 por ciento. No obstante, ya hay analistas que aseguran que estas previsiones pueden quedarse cortas.

En portada

Noticias de