Santoñeses pide medidas cautelares para evitar derribo parcial de Chiloeches

Santoñeses ha solicitado a la Fiscalía de Cantabria que tome medidas cautelares para evitar la aprobación definitiva de la modificación[…]

Santoñeses ha solicitado a la Fiscalía de Cantabria que tome medidas cautelares para evitar la aprobación definitiva de la modificación del Plan General de Ordenación Urbana de Santoña para el área del palacio de Chiloeches con el fin de evitar un posible derribo parcial del edificio.

La formación también señala hoy en un comunicado que ha enviado escritos a la Dirección General de Urbanismo del Gobierno de Cantabria y al Ayuntamiento de Santoña solicitando la paralización inmediata de este cambio puntual en el planeamiento urbano.

Se trata, según Santoñeses, de "impedir que pueda materializarse el derribo parcial del palacio para construir pisos, tal y como está previsto".

El pasado 19 de enero el pleno municipal de Santoña aprobó el último trámite requerido por la Comisión Regional de Urbanismo para la aprobación definitiva de la modificación puntual con los votos a favor de PSOE, PP, PRC y Activa Santoña y el voto en contra de Santoñeses.

Santoñeses entiende que debe detenerse inmediatamente toda la tramitación ante las "irregularidades" ya denunciadas por su concejal, Jesús Gullart, ante la Fiscalía, que abrió diligencias por ello el pasado 27 de diciembre.

"Así como por las dudas generadas y reconocidas por el propio consejero de Cultura, Ramón Ruiz, sobre si el edificio debe considerarse completa o parcialmente como Bien de Interés Cultural (BIC)", añade la formación.

En este sentido, Santoñeses recuerda que, en próximas fechas, la Comisión de Patrimonio Edificado de Cantabria debe reunirse para resolver otro escrito presentado por la formación en el que se solicita la actualización de la declaración de Bien de Interés Cultural (BIC) conforme a la legislación de patrimonio cultural en vigor.

Y es que la declaración existente del edificio es de 1972 y, por ello, esta formación considera que "presenta notables carencias" de actualización que "deben subsanarse".

Publicidad
Publicidad

Santoñeses confía en que comisión establezca que todo el edificio con su planta en "L" es BIC, delimitándolo con claridad y otorgándole el máximo grado de protección.

También sigue pendiente, por parte de la Consejería de Cultura, la aprobación definitiva del entorno de protección para el antiguo hospital militar de Santoña, en tramitación desde hace once meses tras la petición de Santoñeses y otros colectivos ciudadanos de Santoña.

El objetivo de la formación es evitar que la tramitación urbanística iniciada por el Ayuntamiento, en 2014, pueda adelantarse en el tiempo al resto de procesos administrativos y judiciales encaminados a evitarlo.

Publicidad

"Sería gravísimo que se derribara parte del monumento histórico cuando existen claros indicios de que las iniciativas tomadas para su salvaguarda tienen visos de prosperar", concluye Santoñeses.

.

En portada

Noticias de