Reyal Urbis reduce un 78 % sus pérdidas en 2015, hasta 155 millones de euros

La inmobiliaria Reyal Urbis registró unas pérdidas de 155 millones de euros en 2015, con lo que redujo en un 78 % las de 2014 (694 millones), ha informado hoy el grupo a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

El grupo, que se encuentra en concurso de acreedores desde marzo de 2013, ha publicado hoy una facturación de 115 millones de euros, con lo que casi duplicó la cifra de 2014 (68 millones).

El grupo se encuentra a la espera de que se resuelva el recurso de apelación presentado contra el auto que rechazaba su propuesta de convenio, con la que pretendía salir del concurso.

En septiembre del pasado año, el Juzgado de lo Mercantil número 6 de Madrid rechazó la propuesta de convenio presentada por la inmobiliaria al entender que las quitas de deuda propuestas a sus acreedores (de entre 83-93 %) eran exageradas, excedían con mucho los límites legales, no estaban justificadas y beneficiaban exclusivamente a la compañía.

El pasado diciembre presentó un expediente de regulación de empleo (ERE) para la totalidad de su plantilla, cerca de 65 trabajadores que la inmobiliaria tiene en España, y cuya salida se llevará a cabo por fases y de forma ordenada.

La retribución del presidente de Reyal Urbis, Rafael Santamaría, se incrementó un 0,7 % hasta 1,095 millones de euros frente a 1,087 millones en 2014.

Además, la remuneración total del consejo de administración, integrado por 6 miembros, se elevó el 1,3 % hasta 1,62 millones de euros.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.