Ferrovial estudia, al menos, 4 aeropuertos y 5 nuevas autopistas

Ferrovial estudia distintas oportunidades, entre ellas cerca de 4 aeropuertos repartidos en Estados Unidos, Brasil y Francia, así como otras 5 concesiones de autopistas en países como Colombia, Estados Unidos o Canadá.

En concreto, Ferrovial puja por el aeropuerto internacional de Denver (Colorado), al tiempo que explora la posibilidad de acudir a la licitación de un nuevo aeropuerto en Brasil.

También tiene un ojo puesto en los procesos de privatización que se están llevando a cabo en la Unión Europea como los de Niza o Lyon en Francia, así como en otros procesos que se van a llevar a cabo a lo largo de este año en Europa Central, según ha confirmado el equipo directivo en una conferencia con analistas.

En el caso de las autopistas, Ferrovial estudia 5 concesiones, entre ellas, en Nueva Zelanda, donde están precalificados y podrían presentar su oferta en las próximas semanas; en Colombia con la autopista Bucaramanga-Pamplona; la I-66 de Virginia y en la que espera enviar su oferta en agosto, o la I-70 en Colorado, así como otros proyectos en Canadá.

También analiza distintas oportunidades en Perú y en Chile.

Además, tiene previsto finalizar en los próximos meses la extensión de la 407 y mantiene fuera del perímetro de consolidación las autopistas R4 y AP36, en España.

Sobre el litigio que mantiene el grupo con respecto a un contrato de servicios en Birmingham, Ferrovial asegura que está en la fase final del proyecto y que espera que se resuelva en los próximos 2-3 meses.

La compañía ha contabilizado un impacto negativo de 110 millones de euros derivados del mismo. De esta cantidad, 34 millones correspondieron a las pérdidas incurridas en el ejercicio derivadas de los sobrecostes en la fase de inversión y los costes legales del pleito con el Ayuntamiento. El resto, 76 millones, incluyen el posible impacto de una resolución desfavorable del pleito existente y una revisión a término de la rentabilidad del contrato.

Asimismo, la compañía ha señalado que los márgenes en la actividad de servicios en el Reino Unido se han reducido debido a los recortes presupuestarios a nivel regional. Por ello, y para compensar esta situación, la compañía pondrá en marcha programas de eficiencia y reducción de costes.

En este sentido, sostiene que el mercado atraviesa una situación más difícil y que 2016 no será un año fácil.

Por otro lado, la compañía ha confirmado que negocia una extensión de la autopista 35W de Texas, un tercer segmento que tendría un valor de entre 400-500 millones.

Sobre su negocio de construcción en Polonia, la compañía no ve una presión extra sobre la entrada de nuevos competidores y sitúa a su filial Budimex como líder del mercado.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.