El Grupo Irizar cierra 2016 con una facturación de más de 580 millones

El Grupo Irizar ha cerrado el 2016 con una facturación superior a los 580 millones de euros, 30 millones más que en el ejercicio anterior.

El grupo constructor de autobuses ha informado, en un comunicado, de que la planta matriz de Ormaiztegi (Gipuzkoa) ha sido, junto con la de México, la que "nuevamente tira del crecimiento del grupo", ya que la facturación de la factoría guipuzcoana ha supuesto el 50 % del total del grupo, gracias al valor añadido de sus productos.

Irizar ha indicado que la clave de este crecimiento radica en la estrategia de ofrecer productos propios, los autocares integrales, que significan el 25 % de la producción de la fábrica matriz.

Además, el mercado español de autocares interurbanos ha vuelto a crecer y ha recuperado en los últimos tres años, las cifras negativas arrojadas en los cinco ejercicios anteriores.

La cuota de Irizar en el mercado español se ha situado en el 40 %, lo que reafirma al fabricante vasco como el líder en la gama "premiun" de autocares.

La planta de México ha comenzado a entregar los primeros autobuses integrales -con la totalidad de sus componentes producidos por Irizar-, una actividad asegurada por un buen comportamiento de su cartera de pedidos.

La facturación de las plantas del exterior ha significado un 30 % del total, mientras que las otras compañías del grupo ha aportado el restante 20 %.

Irizar ha destacado que Brasil continua "inmerso en una profunda crisis", pero la planta de México ha crecido en su producción, al fabricar 1.000 autocares durante 2016, lo que significa un récord en esta fábrica.

México se presenta como el mayor mercado del mundo para el grupo, gracias a la "gran aceptación y demanda" del modelo i8, el de más alta gama del grupo, que ha comenzado a fabricarse en la planta del país americano.

En la fábrica de Marruecos también se registró en 2016 un récord de producción, como consecuencia del mercado de lujo del país y de la colaboración de esta planta con Irizar Ormaiztegi para fabricar las unidades del modelo Century para los mercados europeos.

Irizar inaugurará en mayo su nueva planta de Aduna (Gipuzkoa), que dedicará a desarrollar dispositivos de electromovilidad y en la que ha invertido 75 millones de euros.

El grupo prevé que en 2017 continuará el crecimiento de la fabricación de autocares integrales y que la planta de Ormaiztegi siga produciendo el 50 % del total del grupo.

Irizar calcula que la producción de autocares integrales constituirán el 30 % de la de la planta de Ormaiztegi y el 10 % de la de México, que fabricará más de 100 unidades.

La planta matriz iniciará además la fabricación en serie del Irizar I2e de 10,8 a 12 metros.

El grupo guipuzcoano ha subrayado la reciente adjudicación de dos líneas completas con 18 unidades de autobuses eléctricos articulados para la Aglomeración de Baiona (Francia), que se fabricarán en 2018.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.