Aprobadas medidas "post-Fukushima" para Trillo y 2 centrales nucleares más

El Consejo de Seguridad Nuclear ha aprobado un conjunto de modificaciones técnicas que tienen que aplicarse en tres centrales nucleares españolas, entre ellas la de Trillo (Guadalajara), y que se impulsaron tras el accidente de la japonesa Fukushima en 2011.

El pleno del organismo que vela por la seguridad nuclear en España ha dado el visto bueno a esas modificaciones de diseño "post-Fukushima", que afectan a la tecnología y gestión de las centrales españolas de Almaraz, Trillo y Cofrentes, así como a la revisión asociada de los Planes de Emergencia Interior (PEI).

Entre esas actualizaciones se incluye la puesta en servicio de Centros Alternativos de Gestión de Emergencias (CAGE) en esas centrales, lo que fue requerido tras Fukushima para reforzar la capacidad de gestión en caso de accidentes severos.

Además se instalarán "recombinadores de hidrógeno" para evitar la acumulación y la concentración de este gas, que reacciona fácilmente con el oxígeno del aire y puede producir una explosión, ha explicado el CSN.

Todas las modificaciones cumplirán con los requisitos que estableció el CSN en el año 2012 en relación a las pruebas de resistencia tras el accidente de Fukushima y las mejoras contempladas en el plan de acción nacional.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.