Empresas del IBEX

Repsol perderá 15 millones en el tercer trimestre con los dividendos en entredicho

Repsol perderá 15 millones de euros en el tercer trimestre, al haber mayor presión sobre el margen de refino. El mercado debería haber descontado estas noticias. La presión se traslada al dividendo

Josu Jon Imaz, consejero delegado de Repsol

Repsol presentará unas pérdidas netas de 15 millones de euros en el tercer trimestre, según las proyecciones del consenso de analistas de Bloomberg. El grupo, que presentará las cifras el próximo 29 de octubre, sigue viendo como sus dividendos están en entredicho.

Para el resultado ajustado, que es el que mide exclusivamente el desempeño de los negocios, los analistas barajan pérdidas de 31 millones, que también quedarán muy lejos de los 189 millones reportados en el segundo trimestre. En el segundo trimestre, el grupo reportó unas pérdidas históricas de 1.997 milones de euros. 

El resultado bruto de explotación (ebitda) alcanzará los 724 millones de euros en el tercer trimestre, el 51% menos que los 1.476 millones de euros logrados en el tercer trimestre del año pasado.

El margen de refino lastra los resultados

Una de las razones que explican esta evolución es la mayor presión sobre el margen de refino, tal y como avanzó la petrolera hace unos días con el ‘trading statement’ del tercer trimestre.

Esta variable fue negativa y alcanzó los -0,1 dólares. Indica que durante el tercer trimestre, el grupo no fue capaz de generar beneficios refinando crudo.

¿Qué más leer?

Repsol se anota pérdidas históricas tras ajustar a la baja sus activos

El petróleo Brent marcó mínimos de 20 dólares en el segundo trimestre. La pandemia del coronavirus y los confinamientos asestaron un duro golpe a la demanda. Desde entonces, el barril se ha estabilizado en los 40 dólares, pero muchas petroleras arrastran márgenes negativos.

El problema es de toda la industria, no solo de Repsol. “Los márgenes de refino son absolutamente terribles”, dijo Patrick Pouyanne, director ejecutivo de Total, para describir la situación.

Menos presión de cara al último trimestre

No obstante, en el caso de Repsol y para octubre, ya se están viendo niveles de entre 1-2 dólares en el margen de refino, lo que podría aliviar la presión de los inversores. El problema es que a día de hoy hay poca visibilidad y es un factor que penaliza demasiado. El equilibrio entre oferta y demanda debería restar presión a los márgenes de refino.

Por divisiones, el upstream (actividades de producción y exploración) mostrará un beneficio neto ligeramente positivo, que los analistas del Sabadell cifran en 47 millones de euros, frente a las pérdidas de 141 millones del segundo trimestre.

En el downstream (refino y comercialización), el nuevo sistema por el que Repsol reporta sus resultados distingue entre división industrial, donde habrá pérdidas de 61 millones y comercial y renovables, con beneficios esperados de 145 millones, según calculan en el Sabadell. A nivel corporación, el grupo perderá 167 millones.

Comercial y renovables, la división más rentable

De todas las divisiones, la más rentable será comercial y renovables, gracias a la mayor demanda de carburantes en verano. En todo caso, serán insuficientes para compensar las pérdidas del downstream y la corporación.

La buena noticia, como comentan los analistas del Sabadell, es que ya se están viendo niveles de 1-2 dólares en octubre. Si la segunda oleada del coronavirus no fuerza confinamientos estrictos que se plasmen en una menor demanda, podría ser un catalizador para las petroleras.

Los resultados, débiles pero descontados

El resultado de todo serán unos “resultados débiles”, comenta Natalia Aguirre, directora de Análisis de Renta 4 Banco, pero “descontados a los actuales niveles de cotización”.  

Los analistas del Sabadell tampoco esperan que con las cifras mostradas en el ‘trading statement’ haya una reacción negativa de la cotización, en la medida en que Repsol ya cotiza a mínimos históricos. Y creen que la reactivación de la demanda podría ser un catalizador.

¿Qué más leer?

Repsol. Las cuatro razones para esperar una recuperacion de la actividad

Igualmente, los expertos consultados confían en que se mantenga el plan de resiliencia 2020. Contempla reducciones de los gastos operativos por más de 450 millones de euros y de las inversiones en más de 1.100 millones.

Dividendos en peligro

Será ya a finales de noviembre cuando Repsol presente su nuevo plan estratégico, en el que podría ofrecer guías sobre la remuneración al accionista.

Hasta ahora, la compañía ha mantenido los dividendos como una prioridad para compensar un contexto débil desde el punto de vista de la generación de efectivo.

Pero la rentabilidad por dividendo está un 15% por encima de sus comparables, según calculan los analistas de Bloomberg Intelligence. A juicio de estos expertos, Repsol podría recortar el pago del dividendo.

Las grandes petroleras, también de capa caída

De hecho, esta es la tendencia que han seguido las grandes petroleras, nada extraño en la coyuntura actual. En abril, Shell anunció un recorte de sus dividendos, algo que no había sucedido desde la Segunda Guerra Mundial. Y BP siguió sus pasos en agosto.

Al otro lado del Atlántico, Chevron y Exxon siempre consideraron al dividendo como una prioridad. Sin embargo, los inversores tienen serías dudas de que Exxon pueda conseguirlo dada la cantidad de efectivo generada en los últimos trimestres.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.

Intereses