Empresas del IBEX

La sobrevaloración de TSB arruina la operación BBVA-Sabadell

BBVA descubrió que la filial británica del Sabadell estaba sobrevalorada y se negó a pagar la prima que exigía el Sabadell

El presidente del BBVA, Carlos Torres, y el presidente del Sabadell, Josep Oliú

TSB, la filial britanica de Banco Sabadell, marcó la línea que separaba el éxito del fracaso en la fusión con BBVA. 

Al analizar la situación de la entidad catalana, BBVA constató una sobrevaloración en el TSB de aproximadamente 500 millones de euros, por lo que se negó a pagar la prima exigida en la ecuación de canje, dando al traste con la operación. 

El BBVA transmitió su "nulo interes" por la filial británica del Sabadell. De hecho, en Barclays consideran que la falta de escala del TSB y su "rentabilidad limitada" lo convierten en un candidato perfecto para su venta.

Los hechos lo confirman, a juzgar por lo poco que ha tardado el Sabadell en ponerlo en el mercado. 

Esta es la razón por la que BBVA presentó una oferta a la baja por el Sabadell. La cifra no alcanzaría los 2.500 millones de euros que como mínimo pretendìa el banco catalán.

¿Qué más leer?

El BBVA hace caja en los Estados Unidos con la compra del Sabadell en el punto de mira

Antes de conocerse la ruptura de la fusión, la capitalización del Sabadell era de 2.200 millones pero este viernes roza los 2.000 millones. Difícil para el BBVA pagar una prima del 25% para llegar a las pretensiones del Sabadell teniendo en cuenta que está la mochila del TSB

Estas diferencias de valoración se convirtieron en un obstáculo finalmente insalvable, según pudo constrastar finanzas.com.

De acuerdo con un reciente informe de Barclays, la fusión habría obligado a hacer una valoración "mark to market" del Sabadell, lo que habría generado unos deterioros potenciales de 1.200 millones de euros. 

Los analistas no veian clara la operación

Y una vez que BBVA se sentó a mirar las cifras con calma, todo estalló por los aires. Para Francisco Riquel, experto de Alantra, BBVA podría haber identificado un problema de balance después de hacer la due dilligence, por lo que no habría estado dispuesto a pagar la prima que solicitaba el Sabadell

"Meterse ahora mismo en este charco es complicado, la operación no era razonable para BBVA", apunta Alfonso Escárate, gestor de Phylira. A su juicio, también había mucho miedo a la situción doméstica.

Probablemente "ha pesado lo que hay en el Reino Unido pero también lo que tienen en España", apunta Escárate. "BBVA tendría que haber metido mucho dinero para cubrir todo lo que tienen", señala este experto. 

La falta de escala de TSB y su rentabilidad limitada lo convierten en un candidato perfecto para su venta

En la misma línea, los analistas de Bloomberg Intelligence consideran que la evaluación del valor del Sabadell que hizo el BBVA muestra que la verdad puede llegar a ser dolorosa, en relación a los descuerdos de valoración.

Alivio entre los grandes accionistas del BBVA

Un importante accionista del BBVA consultado por finanzas.com confirmó "el alivio que sintió esta madrugada cuando el banco confirmó que rompía las negociaciones". 

De acuerdo con esta fuente, "esta operación no iba a aportar nada al banco", por lo que era lógico que la entidad vasca se encontrara con lo que finalmente apareció en la due dilligence. 

El BBVA intentó exprimir el limón 'a lo Popular'

La cuestion es que en BBVA no se entendía muy bien cómo el grupo vasco se plegaba al mercado doméstico, renunciando a la expansión internacional con su apuesta por el Sabadell.

Conscientes del esfuerzo que supondría la operación, BBVA trató de exprimir al máximo las negociaciones para sacar la mayor ventaja posible, al estilo Banco Santander con el Popular. 

No obstante, desde la entidad argumentan que todo se ha venido abajo por motivos económicos y no por el reparto de poder.

BBVA iba un poco obligado a esta fusión y mucho más sabiendo que el Sabadell era un banco complicado y pensaban que estaba más necesitado”, explican en fuentes del mercado.

El Sabadell considera que la oferta no creaba valor para sus accionistas

Por el contario, en el Sabadell ven las cosas completamente distintas y consideran que eBVA no puso en valor la calidad del banco. “La oferta no creaba valor para nuestros accionistas”, apuntan fuentes próximas a la entidad catalana.

Consideran que tienen “un proyecto sólido, con solvencia, buen balance y saneado”, lo que debería haber sido valorado en la fusión. Así, explican las mismas fuentes, "el BBVA no puso en valor la calidad del banco".

¿Qué más leer?

BBVA contempla otras opciones además del Sabadell para su fusión

Igualmente, no es casualidad que el plan del Sabadell haya supuesto elevar su capital a 350 puntos y la ratio CET1 al 13%, con un valor en libros de 12.000 millones de euros.

Y por si fuera poco, tampoco se entendió toda la presión que metió BBVA, sobre todo cuando el banco vasco tiene un serio problema de reputación derivado del caso Villarejo.

Las alternativas del Sabadell se reducen

Así las cosas, el Sabadell dijo que seguirá en solitario y prepara un nuevo plan de negocio que pondrá el foco en el mercado doméstico. Además, ha puesto en el mercado a TSB.

Venderlo “no es fácil, una cosa es la intención y otra cosa el precio que puedan conseguir”, dice Ignacio Cantos, analista de ATL Capìtal. “Se vende bien cuando la gente no espera que vendas”, pero “tienen un coste en imagen importante”, recalca este experto.

También está la opción de buscar otro compañero de fusión en España, lo que no es sencillo porque cada vez quedan menos candidatos.

La opción de seguir en solitario

Para los analistas de Bankinter, está claro que el Sabadell “deberá ahora buscar otras alternativas”, ya que es “improbable que pueda seguir en solitario”. Este factor “resta validez al plan estratégico que puedan presentar”, apuntan.  

En este sentido, los expertos de Renta 4 Banco creen que la entidad seguirá abierta a posibles alternativas. En el aspecto positivo, destacan que la situación de solvencia ha mejorado “significativamente” tras la venta de diferentes negocios.

¿Qué más leer?

La fusión entre el BBVA y el Sabadell se rompe por diferencias en la ecuación de canje

A juicio de Cantos, “el Sabadell sí tiene capacidad para seguir en solitario”. En principio, “este año no deberían tener demasiados problemas y tienen cierto plazo para intentar trabajar”, analiza este experto.

BBVA, sin prisa para mover sus fondos

En el caso de BBVA, la entidad dijo en varias ocasiones que no tenía ninguna prisa para invertir los fondos conseguidos tras la venta de sus negocios en los Estados Unidos

El banco tiene la intención de aplicar criterios de "flexibilidad" y margen para invertir en los mercados donde operan, así como la posibilidad de elevar la retribución al accionista cuando el BCE levante su veto, en 2021.

Entre estas alternativas está la posibilidad de comprar el 51,5% de Garanti Bank que no controla o la compra de algún otro banco pequeño en esa área, según Renta 4 Banco.

El problema es que el mercado no vería con muy buenos ojos la apuesta por el mercado turco, uno de los más convulsos en emergentes tras el desplome de la lira.

Dispar reacción en bolsa

Tras conocerse estas noticias, las acciones del Sabadell abrieron con caídas del 18% en la Bolsa de Madrid, aunque el desplome se suavizó hasta el entorno del 10%.

Todo lo contrario sucedió con BBVA, cuyos títulos repuntaron el 2,3%. Además, la deuda corporativa contingente del Sabadell (los cocos) también abrió con fuertes descensos.

Dado lo que supone para el Sabadell, se podría haber esperado un mayor desplome de sus acciones.

A juicio de Cantos, es porque el mercado no termina de creerse que esto sea una ruptura definitiva. Se podría dar un caso como el de Unicaja y Liberbank, que retomaron recientemente la fusión tras romper por la ecuación de canje.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.

Intereses