El euro/dólar ignorará el crecimiento de EEUU, la eurozona y China. Estas son sus preocupaciones

La evolución de la cotización del euro/ dólar ignorará las próximas proyecciones de crecimiento del FMI

Este análisis sobre el euro/dólar indica que los mercados financieros no están evolucionando en base a las previsiones económicas de los principales países, sino a las perspectivas sobre la actividad de política monetaria de los bancos centrales.

Principalmente enfocados en la Fed y el BCE, por tanto, debemos dejar en un segundo plano las perspectivas sobre crecimiento que el FMI ha realizado sobre EEUU, China y sobre muchos de los países de la eurozona que han visto revisada a la baja las previsiones de crecimiento.

Publicidad

Aunque esto les afecta de manera directa, los mercados están más preocupados con lo que hará la Fed en el corto plazo.

Rango de cotización

El contexto actual sobre la cotización del euro/dólar está en un rango muy claro entre los niveles de precios cuando la Fed puso fin al QE3 en 2014, entre los 1,25 y los 1,262 dólares, que está actuando como una resistencia desde ese año, y el soporte entre los 1,03 y los 1,04 dólares, nivel muy cercano a la fecha de inicio del QE4 de la Fed.

Niveles de mínimos durante marzo de 2020, cuando el coronavirus se cebó con los mercados y descontaban una intervención del banco central estadounidense.

Publicidad

Si valoramos el aspecto técnico y tenemos en cuenta el rango de actuación de soporte y resistencias, desde que se iniciase el programa de compra de activos por valor de 120.000 millones de dólares, hemos visto una depreciación importante del dólar estadounidense dado que este ritmo de compras ha sido muy superior al del BCE.

Publicidad

Mejora económica y reducción de compras

Según ha avanzado la cotización desde ese nivel de mínimos, en torno a los 1,06 dólares, las decisiones de política monetaria de los dos principales bancos centrales que afectan a este cruce de divisas en el más corto plazo están marcadas por la mejora en los datos económicos y por la próxima reducción en el ritmo de compras.

Además, la Fed está dividida sobre si se podrá llevar el primer aumento de tipos del 0,25 por ciento para 2022.

Estas perspectivas podrían indicar un incremento en los rendimientos que obligarían al Tesoro de los Estados Unidos a emitir deuda con un cupón del 1,8 por ciento para finales de 2021.

Apreciación del dólar

La fuerte venta de activos de renta fija podría potenciar una apreciación de la divisa norteamericana qué sustentaría la estructura de cabeza y hombros (H-C-H) para continuar con la proyección bajista en búsqueda de niveles de soporte en los 1,108 dólares.

Una zona cercana a la consolidación del impulso alcista iniciado en mayo de 2020 y que generó un suelo de referencia a finales de junio en los 1,117 dólares.

Publicidad

Por lo tanto, el rango objetivo se situaría entre 1,108-1,117 dólares, entre la proyección del H-C-H y el suelo en la consolidación de junio de 2020.

En portada
Publicidad
Noticias de