El euro/dólar anticipa más caídas tras hundirse a mínimos de la pandemia

La guerra en Ucrania dispara las coberturas para cubrir las caídas del euro. El mercado descuenta más retrocesos

La cotización del euro/dólar se hundió hasta las 1,1058 unidades, una zona de mínimos que el par de divisas más negociado del mundo no tocaba desde junio de 2020, cuando el mundo estaba en plena batalla contra la pandemia del coronavirus.

El estallido de la guerra en Ucrania provocó una conmoción en todos los mercados, especialmente en el petróleo, y ahora también en el de divisas, el último bastión que resistía a duras penas la fuerte volatilidad.

Publicidad

El mercado de derivados lanzó señales preocupantes: el coste que pagan los traders para protegerse contra las caídas del euro alcanzó máximos no vistos desde 2020, mientras que “el sesgo de volatilidad se mueve a la baja a medida que la guerra de Ucrania lastra la confianza”, dijo Vassilis Karamanis, analista de divisas de Bloomberg.

Además, el mercado de bonos también parpadeaba en rojo. La rentabilidad del bund alemán, que cotizaba en el 0,3 por ciento, se desplomó en la sesión más de 40 puntos, ofreciendo retornos negativos del -0,1 por ciento.

Huida hacia la calidad

El movimiento de la deuda alemana “es una barbaridad, algo completamente anormal”, dijo a finanzas.com Miguel Ángel Rodríguez, analista de divisas del broker Capex.

A juicio de este experto, lo que refleja esta situación es un movimiento de “huida hacia la calidad”, la típica reacción del mercado cuando la incertidumbre es máxima.

En situaciones de riesgo, “los inversores buscan refugios en los valores seguros, y estos son ahora mismo el bono alemán y el estadounidense”, dijo Rodríguez.

Publicidad

La zona euro es de las más afectada por la guerra en Ucrania. En principio se esperaba que el BCE pudiese subir los tipos de interés a final de año, pero “es algo de lo que hay que olvidarse ya”, explicaron las fuentes consultadas.

Publicidad

El BCE, atado de pies y manos

Con el BCE atado de pies y manos, la Fed se dispone a anunciar en un par de semanas un incremento de los tipos de interés, que ahora será solo de 25 puntos básicos, frente a los 50 que se esperaban antes de estallar la guerra.

Es más, a estas alturas tampoco serviría de mucho subir el precio del dinero en Europa. Con el petróleo disparado un 10 por ciento, el carbón el 15 por ciento y el gas un 22 por ciento, es la energía la que presiona al alza sobre las expectativas de inflación, y esto “no se combate con incrementos de tipos”, añadieron los expertos consultados.

Así las cosas, “el diferencial de tipos de interés sigue muy a favor del dólar” y es lo que explica la caída del euro/dólar, dijo Rodríguez.

Publicidad

Caídas en el horizonte para el euro/dólar

La consecuencia de este movimiento de placas tectónicas entre bonos, divisas y expectativas de tipos es que “el coste de la cobertura contra las caídas del euro se ha vuelto prohibitivo”, dijo Stephen Gallo, director de divisas en Europa de BMO Capital Markets.

Ni siquiera en plena pandemia los inversores soportaban este coste para cubrir los retrocesos futuros del euro, que es lo que esperan los traders.

Un indicador muy seguido en el Forex es el ‘risk reversal’ o la reversión de riesgo. Es la ratio que mide el coste de las opciones de compra (call) contra las de venta (puts). En dos semanas, se ha disparado 351 puntos básicos a favor de las opciones de venta.

“Es mucha subida en un periodo tan corto, ya que estos movimientos se suelen dar en dos o tres meses. Significa que ha habido una avalancha de cobertura de posiciones largas como medida de protección”, dijo Rodríguez.

Publicidad

Además, a medida que los inversores van comprando puts, el creador de mercado tiene que vender euros para cubrirse, con lo que hay más presión a la baja.

En el podcast de cierre de mercados de finanzas.com, Rodríguez que ya apuntó la presión bajista que se iba a desatar en el euro/dólar.

Ahora, si siguen aumentando las tensiones en Ucrania, es posible que se vean niveles por debajo los 1,10 dólares, en torno a los 1,08, dijo Rodríguez.

En portada

Noticias de