Trading

Merlin Properties apunta a máximos históricos

Si Merlin Properties supera los 13,50 euros, quedará en subida libre

Merlin Properties considera que se deberá modificar la política de dividendos de las socimis para controlar la caja y el volumen de deuda

Merlín Properties acabó 2019 con una consolidación de los máximos en la zona de los 13,50 euros que le llevaba justo en el inicio de año a buscar la base del canal vigente con la que arrancó el pasado ejercicio. Esa base sigue vigente a pesar de la pérdida en mínimos intersemanales en la segunda semana del año, en la que fue a buscar la zona de los 12 euros.

Ahora con la superación de los 13 euros con intención, y de forma consistente, valida las opciones de rebote con el cierre semanal apuntando a los 13,50 euros de los máximos del pasado año.

Si logra superarlos serán nuevos máximos históricos y se situará en condición de subida libre, con proyecciones de objetivo a zonas de techos del canal, el primero en los 14,50 euros y el siguiente, en los 15 euros.

Todo este tramo viene por la salida el pasado ejercicio del rango dejado en 2018. La ruptura de este lateral de forma definitiva vino tras una nueva prueba a la zona de soporte en torno los 11,75 euros, que servía de ajuste para la actual directriz de avance y base del canal.

Deja el escenario de esta manera con este nuevo impulso que podría buscar llevarle a la zona de techos del canal original a medio plazo que se proyecta actualmente sobre los 15 euros si consigue finalmente supera los 13,50 euros.

Apoyo de volumen

Faltaría un mayor apoyo de volumen en la ruptura para volver a consolidar el avance y tener ortodoxia en las subidas a medio plazo de forma sólida, como apunta la tendencia actual que por ahora no ofrece ningún patrón de agotamiento o cambio de la misma.

Si no logra confirmar la superación consistente de estos máximos de los 13,50 euros euros y falla el primer soporte sobre los 12,50 euros, y se coloca por debajo de los 12 euros, volvemos a quedar dentro del rango lateral del que se venía del ejercicio anterior y 2018, aunque se mantendría el sesgo positivo.

Pero si se sitúa por debajo de la directriz de avance tocará vigilar las opciones de un nuevo ajuste. Por debajo de los 11,40 euros, se queda con el sesgo en negativo y con opciones, al perder los 11 euros, de atacar los mínimos anuales.

Se comprometería la situación ya que abriría la opción a atacar los 10 euros. Y también podría atacar la base del canal mayor en los 9,50 euros, que podría activar las opciones del escenario correctivo. Peo a este escenario, por ahora, le asignamos muy pocas posibilidades.

con02 200203 09
con02 200203 09

 

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.