El IBEX 35 manda un SOS verde al Gobierno

Las IBEX 35 coinciden en que de poco sirve que avancen en sostenibilidad si la Administración no acompaña

La representación del IBEX 35 que se sumó al Foro Social Investor lanzó un mensaje claro y unificado: las empresas están cumpliendo con la sostenibilidad con mayor celeridad que las administraciones, ofreciendo un papel de liderazgo en la colaboración público-privada y pese a la complejidad de la regulación por la falta de una normativa clara, común a nivel global y homogénea.

Publicidad

"No hay otra alternativa que la colaboración público-privada para cumplir con los objetivos de sostenibilidad o transición económica, pero necesita una clara evolución", remarcó la directora de medioambiente y responsabilidad social de Naturgy, Nuria Rodríguez Peinado.

La responsable de ESG de la energética señaló que no solo vale con una regulación, sino que se debe crear un marco para alcanar los objetivos donde "se solventen los problemas que nos vamos a encontrar en el camino y para ello toca crear un dinamismo que cambie la relación tradicional donde el sector público es implantador y pase ahora a colaborador".

Las IBEX aceleran sus compromisos

El director de organización y sostenibilidad de Enagás, José Miguel Tudela Olivares, redondeó el mensaje de Naturgy al señalar que "muchas empresas estamos adelantando nuestros compromisos de descarbonización de 2050 a 2040".

Las IBEX coincidieron en que la empresa privada es el motor del cambio y que sus proyectos hacia una salida de la crisis en verde son el mejor ejemplo de que la colaboración público-privada puede funcionar.

Publicidad
Publicidad

"Había dudas sobre si la salida de la crisis iba a tener una respuesta verde por parte de la administración, pero la Unión Europea con los fondos Next Generation lo ha demostrado", añadió Tudela Olivares

Colaboración para crecer

El responsable de sostenibilidad y reporting ESG de Amadeus, Lucas Bobes, remarcó que, más allá de la obligada colaboración público-privada, "no se alcanzarán los objetivos, sino se potencia la colaboración privada-privada trabajando también con la competencia desde las asociaciones de los sectores".

"O los dos actores colaboran o va a ser muy complicado salir de la crisis. Sin olvidar que al no realizar una descarbonización al mismo tiempo se están creando desajustes económicos muy importantes", remarcó la directora general adjunta y directora de sostenibilidad de Banco Sabadell, Ana Ribalta.

La gran empresa española aprovechó el alcance del evento organizado por Inversión y Social Investor para pedir a los reguladores a nivel local, regional y global una unidad de criterio sobre los objetivos de sostenibilidad pues "cuando tienes que enfrentarte a la memoria anual de sostenibilidad ves las numerosas directivas o protocolos internacionales y para cumplirlos todos necesitarías un ejército de trabajadores", señaló Ribalta.

Las empresas son la solución

En su opinión, hay que basar el trabajo en la materialidad para reducir la complejidad y profundidad de la sostenibilidad "o nos vamos a perder".

La problemática reside también en que falta unidad de criterio porque cada organización gubernamental trabaja casi en solitario y en un estadio inicial en el que aún se están asentando las bases del trabajo y se está muy lejos de contar con un organismo supranacional con capacidad jurisdiccional.

Publicidad

En cambio, "las empresas aportamos soluciones, no somos el problema porque debemos cumplir con las normativas y de nada sirve que las compañías resuelvan en solitario las problemáticas si no hay un marco común no solo ya a nivel global, sino también por sectores productivos porque cada uno debe cumplir con medidas dispares", explicaron.

Las administraciones deben incrementar el apoyo

Nuria Rodríguez lo resumió así: "Las empresas han demostrado que, aunque las administraciones o los gobiernos no estén logrando lo que se pactó en París en 2015, las empresas sí lo están haciendo, acelerando los planes verdes y las administraciones deben apoyar".

Pese a ello, también se rompió una lanza a favor de la UE, ya que desde Bruselas "se ha trabajado bien con un paquete regulatorio que coordina y homogeniza en busca de alinear las estrategias con unas reglas del juego claras", consideró Tudela.

Publicidad

Dentro de las reivindicaciones y peticiones lanzadas a los reguladores, las empresas también dejaron constancia de que, más allá de ir todos los actores con retraso en la implantación de medidas, se deben acompasar los objetivos en el corto, medio y largo plazo.

En portada
Publicidad
Noticias de