Inmobiliario

¿Vivienda nueva o a reformar? Pierde el miedo a las obras

obras-vivienda-abc--644x362

Los últimos datos apuntan que la compraventa de viviendas ha experimentado un aumento del 8,6%, y que destaca el favorable avance en la venta de los pisos de segunda mano (12,1%) frente a la contracción de la compra de pisos nuevos. Y es que, según los expertos, comprar para reformar sale rentable. Los españoles se gastan a día de hoy un 50% más en reformar sus viviendas que hace tres años, con una inversión media de 4.500€ y las obras tienen cada vez más envergadura. A raíz de estos datos, Reparalia (www.reparalia.es), empresa especializada en el cuidado del hogar y en la gestión integral de siniestros y reparaciones, ha elaborado un listado de las razones por las que reformar se ha convertido en tendencia. 

Desmontando los mitos sobre las reformas de las casas antiguas y de segunda mano

Mito 1: La ubicación de los pisos antiguos los encarece - Muy al contrario, tienen la mejor relación ubicación/precio, y suelen ofrecer una mayor posibilidad de negociación, entre otras cosas, porque suelen necesitar alguna reforma y soportan una menor carga financiera que permite al vendedor rebajar el precio.

Mito 2: Cuanto más vieja sea la casa, `peor´ será la reforma - Cuanto más vieja, más reforma. Pero, una vez hemos asegurado que el estado general del edificio es bueno, se aplica la máxima de `cuanto peor, mejor´, ya que es más fácil y eficaz `empezar de cero´ que `tapar parches´, y porque a mayor volumen de negocio se consiguen mejores precios. 

Mito 3: Lo que me gasto en la reforma lo puedo invertir en un piso nuevo más grande - Según los datos a nivel nacional del Consejo General del Notariado, el coste medio del metro cuadrado de los pisos de segunda mano se sitúa en los 1.381€, mientras que el de los pisos nuevos asciende a 1.741€. Es decir, que en un piso de 100m2 la diferencia entre elegir casa antigua frente a vivienda nueva podría llegar a suponer un ahorro de hasta 36.000€, un presupuesto con el que los expertos de Reparalia calculan que se podría realizar: la reforma de la cocina con muebles incluidos, la reparación completa de dos baños, limpieza de paredes y pintura de todos los espacios, así como cambiar ventanas, colocar parquet o tarima y renovar la instalación eléctrica y de calefacción. 

Mito 4: El mantenimiento de un piso antiguo es más caro - Hay muchos puntos que te ahorrarás a largo plazo haciendo reforma de un piso usado. Por ejemplo, las viviendas de obra nueva suelen estar situadas en urbanizaciones con piscina, jardines e instalaciones deportivas que pueden conllevar el incremento del gasto de la comunidad. Además, los pisos nuevos están sujetos a un 10% de IVA, mientras que los de segunda mano soportan el impuesto de transmisiones patrimoniales (ITP) que varía entre un 6% y un 8%. 

Mito 5: Las obras son un rollo - Es probable que durante un tiempo la vivienda no esté habitable, pero hacer realidad la vivienda de tus sueños y poder adaptar cada estancia a tus necesidades es altamente reconfortante y divertido. 

Y si, después de todo, al final quieres venderla... - Ten en cuenta que tras la reforma se habrá revalorizado en más de un 10%.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.