La vivienda subirá al ritmo de la inflación a pesar de la nueva ley

Bankinter anticipa un incremento del 4% este año en el inmobiliario residencial, seguido de un alza del 2 y del 1% en los próximos dos años

El inmobiliario residencial seguirá al alza en los próximos años, según el equipo de análisis de Bankinter. “El mercado de la vivienda sorprende positivamente. Los precios seguirán subiendo, al menos al ritmo de la inflación”, dice claramente el último informe sectorial de la entidad, firmado por el analista Juan Moreno.

En concreto, Bankinter anticipa un alza del 4 por ciento este año, en línea con el último dato de IPC publicado en nuestro país; seguida de incrementos de los precios del 2 por ciento y del 1 por ciento en 2022 y 2023.

Publicidad

Estas previsiones suponen una revisión al alza de las perspectivas de Bankinter para el sector. La entidad ha subido sus pronósticos de subidas de precios para este año del 1 por ciento a ese 4 por ciento.

Los motivos que justifican revisar al alza las perspectivas de la vivienda

Diferentes motivos justifican esa visión optimista sobre el sector, según se desprende del informe publicado por la entidad. Para empezar, el hecho de que la renta disponible de los hogares se encuentre ya en niveles previos a la pandemia.

Asimismo, los bajos costes de financiación actuales son otro punto a favor de la vivienda, pues “mantienen la tasa de esfuerzo por debajo de la media histórica (30 por ciento versus 34 por ciento histórico)”.

Por último, el entorno inflacionista hace que permanezca “el elevado atractivo de la vivienda como inversión” para explotarla a través del alquiler, una actividad que ofrece una “atractiva rentabilidad”, según el informe.

Publicidad
Publicidad

La ley del alquiler no afectará a los precios de la vivienda

De este modo, Bankinter descarta que la ley que pretende limitar los precios de los alquileres vaya a tener efecto sobre este activo.

“Consideramos que los cambios legislativos relacionados con la actividad de alquiler tendrán una aplicación práctica geográficamente limitada que no alterará sustancialmente el “status quo” actual, salvo tal vez en ubicaciones muy concretas”, dice el informe.

De hecho, no todas las tipologías van a revalorizarse por igual.

A juicio de Bankinter, “las zonas 'prime' de grandes ciudades quedarán rezagadas en esta subida de precios” pues el “Covid-19 favorece el traslado de parte de la población desde el centro de las ciudades a la periferia, en busca de espacios abiertos; y el teletrabajo favorece la migración de parte de la población de estas ciudades hacia sus lugares de origen”.

Como prueba de esta tendencia, en agosto de 2021 los precios tan sólo subieron un 1,4 por ciento anual en el área metropolitana de Madrid y cayeron un 2,2 por ciento en Barcelona, según datos de Idealista.

Publicidad

En este contexto de optimismo sobre la vivienda, Bankinter también ha subido su recomendación sobre las promotoras Aedas Homes y Neinor Homes a ‘comprar’ desde ‘neutral’.

En portada
Publicidad
Noticias de