Telefónica. Las palancas que despertarán el apetito de los inversores

Telefónica llega a la junta de accionistas en relativa calma bursátil pero con palancas que podrían hacer saltar al valor por encima de los cuatro euros

Telefónica llega a la junta de accionistas del viernes cosechando una subida en bolsa del 14% en lo que llevamos de año.

r

Sin embargo, la relativa calma bursátil no impedirá que el poder acumulado por el presidente del grupo, José María Álvarez-Pallete, agite a los accionistas minoritarios.

Más allá de sus protestas, al mercado le gustará ver hechos concretos. La cotización se ha estancado por debajo de los cuatro euros, lo que refleja uno de los puntos débiles de la multinacional: las buenas noticias las descuenta tímidamente pero a las malas reacciona siempre mucho peor.

Despertar el apetito de los inversores no es sencillo, aún cuando la compañía tiene un arsenal de catalizadores para conseguirlo y avanzar por encima de los cuatro euros. Entre ellas la mejora de la liquidez, la rebaja de la deuda y el avance en las desinversiones.

Publicidad
Publicidad

Telefónica tiene una posición de liquidez saludable

Durante los últimos dieciocho meses, Telefónica reportó un flujo de caja libre positivo. Esta evolución es el resultado de una estrategia enfocada hacia la reducción de la deuda y el recorte del dividendo.

TELEFONICA (TEF)TELEFONICA (TEF)

0,040,72 %
4,92

Se trata de una posición de liquidez “saludable”, con un efectivo en balance de 8.100 millones de euros a finales de diciembre, según apuntan los analistas de Bloomberg Intelligence. Sin contar con los 13.400 millones en líneas de crédito no dispuestas.

Esta posición de caja es fundamental para seguir acelerando la reducción de la deuda. A Pallete no le tembló el pulso cuando vendió las torres de Telxius a American Towers por 7.000 millones de euros. Es el camino que exige el mercado.

“Lo que le queda a Telefónica en América Latina es seguir desinvirtiendo, porque cuanto más avances se vean mejor será para la acción”, sostiene Juan Peña, analista de Gaesco Valores.

La rebaja de la deuda de Telefónica alcanzará los 9.000 millones

 A finales del año pasado, la deuda neta de Telefónica se redujo hasta los 35.228 millones de euros, lo que implica una ratio de 3,1 veces ebitda.

Se trata de un nivel de endeudamiento elevado pero que podría reducirse este año en 9.000 millones de euros, en cuanto se aprueben las operaciones, según calculan los analistas de Renta 4 Banco.

Publicidad

En concreto, queda por contabilizar la venta de las torres de Telxius (que no irá en las cifras del primer trimestre), la venta de la filial en Costa Rica y el acuerdo con Liberty Global para la fusión entre O2 y Virgin.

Estas operaciones deberían dejar la deuda neta (antes de aplicar la normativa contable IFRS 16) en torno a 26.000 millones de euros. Se trata de “un nivel que no se ve en muchos años y que dejaría los múltiplos deuda neta/ebitda en torno a 2,4 veces”, argumentan en Renta 4 Banco.

A juicio de estos expertos, esta evolución “debería ser muy favorable para que los inversores recuperen la confianza en la compañía”.

Alternativas para la monetización de activos

A partir de aquí, las perspectivas tienen margen para mejorar en la medida en que Telefónica siga progresando con la desinversión de activos.

La multinacional vendió el 60% de su participación en la compañía de fibra en Chile a unos múltiplos de 18 veces ebitda.

Publicidad

En Renta 4 Banco creen que a la operación de Chile podrían seguirle otras similares en otros mercados o. Incluso ven factible que Telefónica se retire de algún país, tal y como ya ha hecho en Centroamérica.

Estas opciones atraerían el interés de los inversores. Telefónica podrá monetizar los activos a múltiplos atractivos, que servirían para reducir el riesgo de la compañía, algo que “creemos que los inversores debieran valorar favorablemente”, sostienen en Renta 4 Banco.

Las licencias 5G podrían abaratarse

El mercado también sigue con mucha expectación los posibles desembolsos de las compañías para comprar las licencias 5G.

Este año, Telefónica tiene subastas en España, Brasil y el Reino Unido, tres de sus principales mercados. Pero el grupo se adjudicó recientemente licencias en el mercado británico a un coste que resultó el 40% inferior a lo previsto.

Publicidad

Por eso, la licitación también podría resultar más barata en España, un país más pequeño que el Reino Unido.

“El gobierno podría reducir el importe de salida para favorecer el desarrollo y la competencia del mercado 5G”, argumentan en Renta 4 Banco.

En portada
Publicidad
Noticias de