Grifols rebota un 24% en mayo: ¿Le queda cuerda al rally?

Grifols consolida los avances y descuenta alzas del 25% mientras el mercado bendice el incremento de las previsiones y la llegada de Thomas Glanzmann

El nombramiento de Thomas Glanzmann como nuevo consejero delegado de Grifols le ha sentado muy bien al valor, que acumula un rebote del 24 por ciento desde los mínimos que marcó a finales de mayo en los 8,96 euros.

Los 34 euros en los que cotizaba el valor antes de la pandemia todavía son una meta muy lejana, pero el cambio en la dirección, y sobre todo, la separación de la familia Grifols de las labores ejecutivas, espoleó la remontada del grupo, que entró en el radar de los grandes inversores.

Publicidad

Además, Grifols acaba de presentar unos resultados en línea con lo esperado, que aderezó con un incremento de las guías de negocio de efecto balsámico para el mercado.

Por el contrario, la deuda continúa siendo el principal lastre de Grifols, tras repuntar un 2 por ciento en el último trimestre, hasta los 9.350 millones de euros, lo que deja la ratio deuda/ebitda en 7 veces.

Las perspectivas del rally bursátil de Grifols

Desde el punto de vista técnico, “los movimientos que ha habido en el consejo han apoyado al valor y han provocado la ruptura alcista en torno a los 9,5 euros”, dijo el director de análisis de Inversión y finanzas.com, Josep Codina.

Ahora, Grifols se ha ido a los 11,75 euros, donde se ha frenado un poco, lo que “es normal dado que la subida que lleva es bastante vertical. Aquí podría hacer un patrón de continuación”, añadió Codina.

Así las cosas, es importante que el valor confirme el patrón de continuación, y la clave está en la superación de los 11,5 euros. Si puede con esta resistencia, Grifols tendría recorrido para “alcanzar primero los 13 euros y más adelante los 14 euros”. Hasta aquí, el margen de rebote es del 25 por ciento.

Publicidad

Por abajo, el nivel más sensible es la media de 200 sesiones, situada en los 10,75 euros, una referencia que Grifols no debería perder para mantener las opciones de consolidación y rebote, si bien se está aplanando un poco tras el descanso que se ha tomado el precio.

Publicidad

Optimismo entre los analistas

Por fundamentales, el consenso de analistas de finanzas.com está mucho más optimista y calcula un precio objetivo para Grifols de 16,82 euros, lo que implica un potencial de subida del 52 por ciento.

Los resultados trimestrales estuvieron en línea con lo esperado, pero dejaron “buenas sensaciones” por la mejora de las guías para 2023 y el impacto de su plan de ahorro, dijeron los analistas de Banco Sabadell.

“La mejora de las perspectivas se debe a una positiva evolución de la cifra de ventas, tal y como se esperaba, combinada con una mejor evolución de los gastos”, coincidió Álvaro Arístegui, analista en Renta 4 Banco.

Publicidad

Además, este experto prevé que la mejora apreciada en el primer trimestre “incluso se acelere” a medida que avanza el ejercicio y el grupo saca partido de un coste de la materia prima más reducido.

Pocos detalles sobre la hoja de ruta

Por el contrario, Grifols tampoco ofreció muchos detalles sobre su hoja de ruta para rebajar el apalancamiento. Tan solo se ha conocido que el grupo absorbió dos filiales para reducir costes.

El fabricante de hemoderivados quiere llevar la ratio deuda/ebitda a las 4 veces, lo que genera ciertas dudas en el mercado. Con una ratio actual estancada en las 7 veces, y con “detalles limitados” sobre cómo rebajará el apalancamiento, “seguimos preocupados”, dijo Barclays.

Aparte de este riesgo, los economistas de Morningstar elevaron su calificación de incertidumbre para Grifols a “alta” desde “media”, debido a las preocupaciones sobre los costes variables y la posible aparición de nuevos competidores a medio plazo.

Publicidad

Glanzmann convence

Parece claro que el nuevo CEO, Thomas Glanzmann, tiene un duro trabajo por delante para enderezar la compañía. No obstante, las alzas en bolsa muestran que el ejecutivo se ha ganado la confianza del mercado.

Su llegada a la dirección de Grifols “ayudará a mantener a la empresa en un camino estable hacia la reducción del apalancamiento y a maximizar la oportunidad de ventas de plasma a largo plazo”, añadió Morningstar.

La llegada de Glanzmann, que disfrutará de un plan de incentivos ligado a la cotización, supone alinear sus propios intereses con los de los accionistas. Es un cambio natural para un grupo que el mercado ya no ve como una compañía familiar.

“Lo que están haciendo es lo correcto, hacerse a un lado y dejar que los profesionales tomen las riendas de su empresa”, dijo Xavi Brun, director de renta variable para Europa en Trea Asset Management, en declaraciones a Bloomberg.

Si esta noticia ha sido útil para ti, apúntate a nuestros boletines ¡No te decepcionaremos! También puedes añadir las alertas de finanzas.com a tus redes y apps: Twitter | Facebook | LinkedIn | Flipboard. Y sigue los mejores videos financieros de Youtube.

En portada

Noticias de