Así cobrarían los políticos si su subida de suelo fuera como la de los pensionistas

Revisar el sueldo de los cargos electos en idéntica proporción que los pensionistas. Es la propuesta que el pasado fin de semana lanzó el líder del PSOE, Pedro Sánchez . Pero, en realidad, si se aplicara esa fórmula, ¿cómo repercutiría en el bolsillo de los políticos? Por ejemplo, los ministros tendrían que conformarse con cobrar 15,62 euros brutos más cada mes, cuatro veces menos de lo que vieron aumentar sus nóminas en 2017.

Pero eso es solo un ejemplo, porque los ministros no son, ni de lejos, los políticos mejor pagados de España. Tampoco el presidente del Gobierno. Hay diputados en el Congreso que salen por mucho más, hay ejecutivos autonómicos mucho más rentables en términos salariales -Cataluña viene siendo ejemplo palmario-, y hay parlamentos regionales con escaños mejor pagados que los de las Cortes Generales.

En cualquier caso, a modo de ejemplo, ABC ha sacado la cuenta de lo que supondría en el Congreso y en el Gobierno central que se aplicara a esos sueldos la misma subida que la fijada para las pensiones.

Presidente del Gobierno

En los cinco últimos años: en el quinquenio 2013-2017, el sueldo del presidente del Gobierno español se ha revalorizado un 2,01%, al igual que en el caso de los ministros. En 2011, todavía con Rodríguez Zapatero, el sueldo del presidente y de los miembros de su gabinete se recortó un 15%, y luego se congeló hasta el año 2015. En 2016 aumentó un 1%, y otro 1% en 2017. El saldo de conjunto, como se ha apuntado, ha sido un aumento salarial neto del 2,01% en los cinco últimos años. En el caso de los pensionistas ha sido del 1,26%, fruto de aumentar un 0,25% cada año, desde 2013.

En dinero contante y sonante, si en el último quinquenio Rajoy hubiera visto aumentar su sueldo en la misma proporción que los pensionistas, cobraría anualmente 589 euros menos de los que realmente cobra. Y este año se tendría que conformar con percibir 16,62 euros brutos más cada mes, frente a la subida salarial de 65,81 euros mensuales que tuvo en 2017.

Eso sí, pese a las subidas de los dos últimos años, en España es mucho menos rentable ser presidente ahora que hace diez años. Antes del tijeretazo que se le aplicó en 2011, el presidente del Gobierno cobraba un sueldo anual de 91.982,40 euros al año, 12.226 euros más que ahora.

Los ministros

En 2008, el sueldo de ministro ascendía a 86.454,36 euros anuales. Se mantuvo tal cual hasta 2011, cuando se recortó también un 15% y se quedó en 73.486,32 euros. Quedó congelado hasta 2015, cuando aumentó un 1%. Y otro 1% en 2017. Es decir, el año pasado los ministros españoles vieron aumentar su sueldo mensual en 62 euros. Si se les hubiera subido el salario como a los pensionistas, el aumento hubiera sido cuatro veces menor. Este 2018, por ejemplo, tendrían que conformarse con cobrar 187 euros más en todo un año, apenas 16 euros más cada mes.

El Congreso se ahorraría 100.000 euros

En el caso de los diputados del Congreso, durante los cinco últimos años los sueldos se han revalorizado poco menos que las pensiones, por una circunstancia muy concreta: tras rebajarse las retribuciones un 10% en 2011, mantuvieron congelados los sueldos hasta 2016. Pero en 2017 se los subieron un 1%, cuatro veces más que el porcentaje aplicado a los pensionistas -en parlamentos autonómicos se ha producido una evolución salarial similar-.

Un diputado raso del Congreso cobra, como mínimo, entre sueldo y complementos, unos 3.700 euros brutos al mes. Pero si viven fuera de Madrid, o suman responsabilidades parlamentarias, la nómina va escalando. La Presidencia del Congreso roza los 12.000 euros brutos mensuales entre sueldo propiamente dicho, complementos y asignaciones para gastos de representación e institucionales.

Si el sueldo de todos los diputados se incrementara este año como las pensiones, un 0,25%, el Congreso se gastaría este año 34.118 euros más que el año pasado en nóminas de políticos. Sin embargo, si se incrementara un 1% -como se hizo en 2017-, el sobrecoste sería de 136.473 euros. Es decir, si sus señorías se hubieran aplicado el año pasado la revisión salarial de los pensionistas, el Congreso se hubiera ahorrado 100.000 euros.

Más información

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.