Vecinos Girona se pronunciarán sobre el conflicto ayuntamiento-Adif por AVE

Los vecinos de Girona están convocados el próximo lunes día 18 a pronunciarse sobre el conflicto que mantienen el ayuntamiento de la ciudad y Adif por el pago del desmantelamiento de la conexión entre la estación de tren convencional y la de alta velocidad.

La alcaldesa de la ciudad, Marta Madrenas, ha respondido hoy al comunicado de ayer del gestor ferroviario, en el que instaba al consistorio a responsabilizarse de esa intervención en el marco de las obras de reposición del denominado parque central, una vez completados los trabajos que han permitido la llegada del AVE.

Madrenas ha negado que el ayuntamiento se hubiese comprometido a asumir ese gasto, que asciende a medio millón de euros, y ha asegurado que, durante las negociaciones, Adif era quien afrontaba ese coste.

La alcaldesa considera que la situación es "muy grave por el incumplimiento de la palabra dada" y, tras una junta de portavoces sin acuerdo entre los diferentes grupos municipales, ha anunciado que el próximo lunes se le dará la palabra a los vecinos.

Los ciudadanos están convocados ese día a las 19.00 horas en el Centro Cívico Sant Narcís para expresar su opinión y escoger entre cuatro opciones que se les plantearán y que, según la alcaldesa, irán "desde aceptar todo lo que diga Adif a presentar contenciosos".

Al respecto de esta última posibilidad, Marta Madrenas ha avanzado que se ha trasladado a los servicios jurídicos del ayuntamiento una petición de información para presentar una reclamación judicial.

La alcaldesa ha reconocido de todos modos que la opinión de los vecinos no será determinante, "porque también hay criterios técnicos, pero será muy importante".

Marta Madrenas ha admitido que el compromiso que asegura que había asumido Adif no figura por escrito, "porque nunca ha querido firmar nada".

Madrenas ha informado además de que la adjudicación realizada para las obras de reposición del parque central, el espacio donde se han desarrollado las obras de construcción de la línea de alta velocidad, tampoco se ha oficializado.

Al término de la junta de portavoces, la concejal del PP Concepció Veray ha dado una versión totalmente diferente a la de la alcaldesa y ha asegurado que existen documentos que demuestran que el ayuntamiento se había comprometido a asumir el coste de demolición de la conexión entre las dos estaciones.

Según Veray, el equipo de gobierno de Girona ha cambiado su opinión en el último mes y medio, "pero están por escrito todas las reuniones de los últimos años y, sobre todo, de diciembre de 2014 entre representantes municipales, del Ministerio de Fomento y de Adif", donde el consistorio se comprometía a "asumir esta parte".

La portavoz popular ha recordado además que la posición de su grupo ha sido siempre la de mantener la conexión actual "y no gastar dinero de los contribuyentes en quitar una obra construida que funciona correctamente".

Veray ha añadido que si las arcas municipales no pueden asumir el gasto sus responsables deberían reconocer "el error" y trasladarle a Adif la voluntad de mantener la conexión.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.