Page dice que hubo "un ambiente de presión del sector" por las tierras raras

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha desvelado que hubo "un ambiente de presión del sector" ante la tramitación del proyecto para extracción de tierras raras en la provincia de Ciudad Real, que finalmente ha quedado archivado por la falta de agua.

El presidente castellanomanchego ha sido preguntado, en la rueda de prensa en la que ha informado de los asuntos aprobados hoy en el Consejo de Gobierno que se ha celebrado en Valdepeñas (Ciudad Real) por el hecho de que la Confederación Hidrográfica del Guadiana (CHG) ha archivado el expediente de sondeo de investigación de aguas subterráneas que había solicitado Quantum, la promotora de los proyectos mineros de tierras raras en la comarca del Campo de Montiel (Ciudad Real).

García-Page ha afirmado que el Gobierno regional tuvo "muy claro" desde el primer momento que no era partidario de la instalación de este proyecto en Castilla-La Mancha, si bien ha explicado que había que reunir los informes técnicos que apoyaran esta posición.

Por ello, se ha congratulado de que "todos los informes técnicos han avalado la posición del Gobierno" contraria al proyecto, el último de ellos el de la Confederación Hidrográfica del Guadiana, que "dijo que no había agua y que no había alternativa".

Sin embargo, hoy ha desvelado que "ha habido un ambiente de presión del sector" para posibilitar el proyecto, pero "este gobierno no se deja intimidar por nadie" y ha recalcado que "cuando los informes técnicos han estado listos, ha quedado clara la posición, sellada y cerrada" del Ejecutivo castellanomanchego.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.