Extremadura recuperó en 2016 la demanda eléctrica previa a la crisis

La demanda de energía eléctrica en Extremadura ascendió en 2016 a 4.957 gigavatios/hora (gwh), lo que supone un 2,51 por ciento más que en 2016, y supera el registro histórico máximo de la región, que se situó en 2008 en 4.901 gigavatios/hora.

El consejero de Economía e Infraestructuras, José Luis Navarro, que ha presentado hoy el Balance Eléctrico 2016, ha mostrado su satisfacción por este dato, por lo que supone en cuanto a la recuperación del consumo derivado del sector industrial y de las familias.

Según el consejero, Extremadura fue la tercera CCAA con mayor incremento en su demanda, solo superada por Ceuta y Melilla, y muy por encima del crecimiento medio nacional, que fue del 0,66 por ciento respecto a 2015.

Este balance eléctrico pone de manifiesto un año más, según el consejero, el peso de las renovables en la producción de electricidad en Extremadura, con la que habría suficiente para cubrir su demanda.

En su conjunto, la energía eléctrica de origen renovable aumentó en un 16,48 por ciento, sobre todo gracias a la hidroeléctrica, que aumentó un 56,27 por ciento, debido a un año hidráulico bueno en los primeros meses del año.

José Luis Navarro también ha destacado que con la energía eléctrica generada en Extremadura de fuentes dependientes del sol -termosolar y fotovoltáica- se cubre el 61 por ciento de la demanda eléctrica de la región.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.