Empresas y directivos

El sector Farmacéutico se lanza a la venta online

Las_farmacias_podrán_vender_la_vacuna_contra_la_meningitis_B_a_partir_del_mes_de_octubre_0

La era digital y el desarrollo imparable de las tecnologías ha impulsado el lanzamiento de nuevos modelos de negocio pero también ha obligado a los ya existentes a formar parte del mundo online. Cada vez son más los que se suman al universo del comercio electrónico y optan por ofertar sus productos y servicios a través de Internet, puesto que el hábito e interés de los usuarios a comprar por la red no para de crecer. Dicho esto, aunque el sector farmacéutico ha sido uno de los últimos en unirse, cada vez es más frecuente adquirir este tipo de productos por Internet y encontrar una farmacia online.

¿Qué es el comercio online?

También llamado e-commerce, comercio electrónico o bien negocios por Internet, consiste básicamente en la compra y venta de bienes, productos o servicios a través de Internet. Esta modalidad de comercio cuenta con una serie de ventajas con respecto al modelo tradicional: comodidad, agilidad, seguridad, facilidad de pago, evita las clásicas colas y aglomeraciones de gente que suelen ser incómodas y estresantes para todos, pero la más importante sin duda es la disponibilidad cualquier día a cualquier hora durante todo el año para el cliente. Además, este tipo de negocio también elimina las barreras geográficas y posibilita la segmentación de los clientes según el público al que se quiera llegar.

Existen cinco tipos de comercio electrónico: B2B, que es la abreviación de business to business (de negocio a negocio), en este modelo no intervienen consumidores, se realizan únicamente transacciones comerciales entre empresas que operan en Internet; B2C, conocido como business to consumer (de negocio a consumidor), es el más conocido y del que aquí estamos hablando, se lleva a cabo entre una empresa o negocio y el consumidor o persona interesada en adquirir bienes y/o servicios; B2E, business to employee (de negocio a empleado), se centra principalmente en la gestión de la información y la relación de una empresa con sus empleados; C2C, customer to customer (de consumidor a consumidor), se trata de una evolución de los tres primeros, y se da principalmente para la compra y venta de productos de segunda mano; y por último G2C, goverment to consumer (de gobierno a consumidor), que se lleva a cabo cuando un gobierno ofrece un portal en Internet para que los ciudadanos puedan realizar todos sus trámites.

El crecimiento del comercio online es constante e inminente, además está sucediendo a nivel global y a pasos agigantados, con una tasa de crecimiento estimadas del 17% en el año 2017. Solo en España el negocio del intercambio de productos y servicios a través de la red alcanzaron una facturación de 24185 millones de euros en el año 2016, lo que supuso un 20,8% más que el año anterior.

Farmacia online

Desde que en julio de 2015 se permitiera legalmente la venta de medicamentos sin receta por Internet, conocidos como ETF y/o OTC, las farmacias no han tardado en solicitar el permiso legal correspondiente para poder sumarse a este modelo de comercio.

Únicamente aquellas farmacias con sede física, abiertas al público de forma legal y con la pertinente autorización aprobada pueden comerciar medicamentos y productos de parafarmacia por Internet. Además, al igual que sucede con las farmacias de toda la vida, detrás una farmacia digital tendrá que haber siempre un farmacéutico titulado que sea capaz de proporcionar una atención al cliente cualificada.

Resulta conveniente aclarar que, aunque se conozcan y se llamen farmacias online, la mayoría de estas empresas se pueden considerar más bien parafarmacias, puesto que venden productos medicinales y no medicamentos que necesiten prescripción médica.

Resulta muy sencillo verificar la legalidad de una farmacia online, pues cuando las farmacias piden la solicitud pertinente para poder desarrollar este negocio en Internet y esta es aprobada, reciben un sello distintivo que deberán ubicar en una zona visible de la página web.

Entre las mejores farmacias online de España destaca notablemente el gran auge de dosfarma.com situándose dentro de las tres primeras, con un crecimiento del 128% en el año 2017 y con previsiones de cerrar el año 2018 con un 150% de crecimiento en la gama de parafarmacia.

¿Qué productos se pueden encontrar en una farmacia online?

A través de internet se puede adquirir exactamente lo mismo que se puede encontrar en una farmacia o parafarmacia física exceptuando aquellos medicamentos que requieran receta o que estén sujetos a prescripción médica como ya se ha mencionado anteriormente. Entre esta variedad de productos que comentamos se encuentran todos los relacionados con el cuidado y alimentación del bebé, los productos de cosmética facial y corporal tanto para hombre como para mujer, de nutrición y dietética, todo tipo de artículos vinculados a la higiene, salud corporal y sexual, tests de embarazo y ovulación, ortopedia, óptica, vitaminas, botiquín, aparatos de medición, higiene ocular y lentillas entre muchos otros.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista Inversión.