El Principado dice que el corte de Pajares avala apertura rápida de variante

El portavoz del Gobierno asturiano, Guillermo Martínez, ha asegurado hoy que el nuevo corte que sufre a la altura de Pajares la vía férrea que une Asturias con León es una prueba más de que la variante ferroviaria debe abrirse "cuanto antes" para pasajeros y mercancías.

A raíz de que Adif decidiese ayer cortar el tráfico ferroviario entre el Asturias y León durante dos días para retirar una roca de grandes dimensiones que amenazaba con caer a la vía entre Puente de los Fierros y Campomanes, Martínez ha incidido en que la situación no hace más que confirmar la apuesta que comparten el Gobierno socialista del Principado y el Ministerio de Fomento para abrir los túneles de la variante a todo tipo de trenes.

Para Martínez, éste corte y otros provocados en días pasados demuestran también lo equivocados que están Foro y PP al defender que se mantenga operativa la rampa de Pajares, a pesar de que está obsoleta.

En su opinión, va en "contra del sentido común" tratar de mantener operativa esa vía centenaria para el tráfico de mercancías.

Martínez ha lamentado las consecuencias que el corte tendrá para los viajeros, pero ha incidido en que la seguridad es lo primero y que espera que Adif concluya cuanto antes los trabajos para eliminar los riesgos de desprendimiento

Adif prevé que las labores de retirada de la gran roca puedan prolongarse durante dos días ya que se verá obligada a realizar tareas previas de protección de la vía como a desmontar la catenaria en esa zona.

Mientras dure el corte, Renfe mantendrá operativo un plan alternativo de transporte por carretera entre Asturias y León.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.